Debes activar JavaScripts para ver de forma adecuada esta web.

Página de inicio
Longevidad Satisfactoria 2007


EJERCICIOS, RECREACIÓN Y HÁBITOS
CORRECTOS, PARA VIVIR MÁS AÑOS
SALUDABLES Y FELICES


Por Magali González Camacho

“Vive tu vida al máximo” es un viejo proverbio japonés que en este V Congreso Internacional “Longevidad Satisfactoria 2007”, efectuado del 22 al 25 de mayo, en su ya habitual sede del Hotel Nacional, se puso a flor de piel en los participantes e invitados, sobre todo, en los delegados extranjeros, destacándose México, al ocupar el lugar cimero, por la creatividad y energía patentizadas en las danzas y el resto de las manifestaciones artísticas presentadas.

El primer día de este evento transcurrió con actividades simultáneas en la Facultad de Psicología de la Universidad de La Habana, la Dirección Nacional de Atención al Adulto Mayor y Asistencia Social, y el Centro de Investigaciones sobre Longevidad, Envejecimiento y Salud – CITED. En estos centros se programaron cursos pre-congresos en los que fueron desarrollados talleres, conferencias y simposios acerca de temas, tales como:

- El estudio de la Longevidad Excepcional.
- Actualización en Cirugía del Adulto Mayor.
- Crecimiento personal.
- La motivación y el aprendizaje en los adultos mayores.
- Inteligencia emocional.

Con maestría y dominio de las diferentes materias, doctores, psicólogos y otros especialistas dedicados a la atención del Adulto Mayor, conversaron ampliamente y expusieron sus criterios, intercambiándose experiencias con los colegas y delegados. En el campo de la Psicología fueron analizados, entre otros, los siguientes temas: “Nuevas alternativas para el desarrollo personológico con técnicas participativas”, “Principales características del desarrollo de la motivación a lo largo del curso de la vida”, “Aprender a comprender sentimientos propios y ajenos; utilizarlos para guiar nuestros actos y pensamientos” e “Inteligencia intrapersonal”.

El segundo día comenzó a las 8:00 de la mañana, con la Caminata de la Eterna Juventud, que tuvo su arrancada frente a la entrada principal del Hotel Nacional, cuyos participantes, alegres y muy dispuestos, se habían propuesto hacerlo estimulados con un lema central: “Por una Longevidad Satisfactoria” y un objetivo preciso: realizar un recorrido de 1000 metros en los alrededores del hotel, por las calles del malecón habanero, 23 y calle N, en un ambiente con oportunidades para intercambiar criterios, experiencias o simples anécdotas, entre adultos mayores, longevos del deporte y participantes e invitados del evento.


Las campanadas del hotel señalaban el comienzo de un feliz matutino, en el que estos adultos mayores eran acompañados por un buen número de pioneros, miembros del “Club de los 120 años”, cederistas, federadas y población en general, en representación del municipio Plaza.


La caravana tuvo su regreso a las 9:00 (una hora exacta), y en los rostros, alegres y vibrantes de todos sus integrantes, hubo un mensaje rotundo: educar desde la infancia en buenos hábitos y ejercitación física, para lograr que la esperanza de vida de la población cubana sea cada vez mayor y la existencia sea más sana y feliz, lo cual asegura una longevidad satisfactoria.

Aunque la Caminata Matutina parecía ser uno de los momentos más emotivos y dinámicos de este primer encuentro con todos los delegados, invitados y el resto de los participantes, a las 11 de la mañana, en la piscina del hotel, tuvo lugar una actividad que resultó muy ilustrativa acerca de la gran capacidad y energía que todavía tienen muchos ancianos con más de 65 años de edad. Me refiero a la exhibición de natación de adultos mayores longevos, que llamó la atención de todos, pues con gran destreza y técnicas de natación, los “longevos nadadores” hicieron una bella demostración que fue aplaudida ampliamente por los que observábamos con atención cada uno de sus movimientos.


Pero tampoco podíamos imaginar que una hora más tarde, la delegación mexicana (la más numerosa), iba a depararnos una velada tan bella y emotiva, pues con sus bellos trajes multicolores y amplios sombreros, los abuelos y abuelas de esa querida tierra, cantaron y danzaron acompañados con su característica música, entre vítores y aplausos reiterados.


Culminada la gala, me acerqué a una joven que parecía ser la dirigente o guía del grupo. Efectivamente, Elisa Moreira, la profesora, me confiesa que le gusta mucho su labor, porque trabajar con adultos mayores le recuerda los años de su infancia, ya que estos viejecitos se convierten en niños, cuando desarrollan cualquier tipo de actividad artística o deportiva.


Del estado de Coahuila, uno de los 32 del país, situado en la zona norte, esta joven es la directora del Centro de Educación y Cultura para Adultos Mayores, perteneciente a la Secretaría del mismo nombre.


Respecto al trabajo que se realiza con estas personas, mi entrevistada señala que esa labor se extiende a todos los estados del país, y se integran en sus programas de estudio: clases de yoga, tai-chi, danza, teatro, canto, inglés, computación y artesanía, donde se dispone de telares, en los que las diestras manos realizan varios artículos, entre ellos bellos bolsos, que además de constituir una efectiva terapia, resulta ser una fuente segura de ingresos para la propia institución.


En cuanto a la historia del grupo me dice: “Se creó hace 7 años, coincidentemente con el nacimiento del Centro como tal, y ya cuenta con un total de 88 ancianos, aunque en la actualidad hay tanta demanda por parte de la población, que hemos tenido que ampliar su membresía. Hoy se hallan integrados 400 adultos de la Tercera Edad, y se aspira a que esta cifra llegue a 1000”.

A pesar de su juventud y el considerable número de abuelos que tiene el centro, Elisa Moreira, cumple satisfactoriamente su responsabilidad, porque la realiza con amor.

Aunque la profesora Elisa ha realizado una ardua labor que ha recaído fundamentalmente en su persona (lo expresaron algunos abuelitos que estaban a nuestro lado), sin embargo, ella refiere que los logros alcanzados son el resultado de un trabajo colectivo en el que Ricardo, otro de los profesores, también ha tenido una decisiva participación.

Calurosa bienvenida
Con las palabras del doctor Eugenio Selman-Housein Abdo, principal promotor y realización exitosa del Club de los 120 años, fue la bienvenida de los más de 250 participantes de 8 países de nuestro continente, con delegaciones tan numerosas como la de Venezuela y México (la mayor).

Seguidamente, el doctor José Ramón Balaguer Cabrera, ministro de Salud Pública cubano, tuvo a su cargo las palabras de apertura, con las que resaltó el valor que se le da a un congreso como este, en el que se ponen de manifiesto todas las acciones, sobre todo la solidaridad humana, para lograr una calidad de vida sana, y esta realidad de nuestro país, nos hace pensar y dolernos de lo que ocurre en otras regiones del mundo, donde la guerra extingue la vida de niños, hombres y mujeres en edad laboral y ancianos que pueden vivir más años.

Se refiere asimismo, a las guerras mundiales ocurridas y nadie puede dejar de conmoverse ante la inconsecuencia de enfrentamientos bélicos entre naciones, cuyo principal objetivo es el enriquecimiento de los poderosos, y pregunta qué pasará cuando la nieve del planeta Tierra comience a desaparecer… ¿qué ocurrirá en el mundo cuando esto suceda?... El sentido es propender a que exista una calidad de vida elevada y oponerse a todo lo que vaya en contra de ese propósito.

“Fidel ha planteado que 3000 millones de seres humanos morirán de hambre en un futuro no muy lejano”; otros altos mandatarios de países plantean que el alcohol es menos contaminante que el petróleo… y existe la posibilidad de que el Amazonas desaparezca… ya muchos países están regresando al monocultivo, y sin embargo, otros se enriquecerán con la promoción del etanol, refiere nuestro ministro de la salud, y argumenta: “Es necesario que todos los países del mundo luchen por la perpetuidad de la especie humana, Nuestro Comandante en jefe se restablece y desde su posición, libra una eficaz batalla a través de sus planteamientos y reflexiones, y es preciso hacer un llamado para que todo el sistema de salud, todos los trabajadores del sector, laboren en función de alargar la vida del ser humano, de mejorar y hacer cada día más elevada la calidad de vida, pero ¿cómo lograr que el ser humano comprenda y haga lo que se pretende?, o sea, hacer todo lo posible por alargar la vida, de una forma persuasiva… todo esto solo puede lograrse mediante la promoción de salud y adoptar tales medidas desde el momento del embarazo”.

Y apunta a continuación: “Lo más preciado del ser humano es la vida, y ¿cómo entender la psicología del ser humano?, porque es el propio individuo quien conspira contra su vida… En el año 2050 habrá más muertes por tabaquismo que las que está ocasionando el SIDA, y ¿cómo lograr que los médicos no fumen…? Nuestro sistema de salud, único en el mundo, pretende tratar de ir eliminando este fatal hábito, y aunque luchamos y nos esforzamos en cómo debe ser un sistema de salud, todavía tenemos un gran trecho que recorrer…

Finalmente, el titular de la salud cubana hace un llamado para instaurar la realización de ejercicios físicos diarios, en centros de estudio y trabajo, que contribuyan a poner en acción todos los sistemas del organismo, y exhorta a los presentes a trabajar para que la pirámide de las edades de la muerte se abra cada vez más hacia la longevidad y emprender un trabajo en ascenso por lograr una mejor calidad de vida, de manera que cada día un número más amplio de hombres y mujeres tengan una esperanza de vida mayor y alcancen una longevidad cada vez más satisfactoria.

Conceptos novedosos e impactantes
Imposible hacer referencia a todos los temas que a partir del segundo día de trabajo, en 5 salones, habilitados para una labor simultánea se desarrollaron exitosamente. En el programa eran expuestos títulos muy atrayentes, pero había que decidirse, así que opté por este: Conocimientos modernos y antiguos para vivir mejor en el que la doctora venezolana Luisa Magali Peña Yhasyhas hizo una bella exposición acerca de los valores humanos que han de estar presentes en los individuos, sanos o enfermos, y sobre todo en estos últimos, en los que se requieren determinadas condiciones para enfrentar las diferentes enfermedades.

A partir de la Medicina Ayurvédica, cuyos orígenes se remontan a la India, la especialista expresa que la longevidad es satisfactoria si logran combinarse una alimentación sana y buenos valores humanos, y recalca que si desde jóvenes no se vive una vida correcta, jamás seremos ancianos saludables. En Venezuela existen varias escuelas de Medicina Alternativa, en las que los alumnos aprenden a vivir en salud, por lo que este aspecto es un antecedente muy positivo que obviamente contribuye a asegurar una longevidad satisfactoria.

Agrega la doctora Peña, que la escuela nace con el ánimo de enseñar a vivir correctamente y su basamento principal es la siguiente fórmula:
SALUD = VALORES HUMANOS + ALIMENTOS SANOS.
En cuanto a los valores humanos (en la India se estudian 12), ellos señalan: comer, cantar, bailar, ser humilde, actuar con honestidad, ser solidario, vivir con alegría y sobre todo sonreír siempre.

“Cuando le damos a nuestro cuerpo lo que necesita para vivir mejor, entonces estaremos en condiciones de cooperar con la humanidad, y la felicidad es una suma de virtudes, por cuanto uno baila y canta, mantiene un buen estado anímico y espiritual, que resulta muy positivo para poder dar a los demás lo que ellos necesitan. Ah!! Y algo de suma importancia: desechar la prepotencia de nuestras acciones; la sencillez hace que uno viva correctamente y la paz nos permite vivir mejor y aprender a vivir bien, sin tener que ser ricos” –asevera la expositora- Y a renglón seguido plantea que cuando cuidamos nuestro cuerpo nos protegemos a nosotros mismos y entonces estamos aptos fisiológica y psíquicamente para ayudar y respetar al resto de las personas que acuden a nosotros; además, hay que tener presente que es posible vivir plenamente sin tener que fumar ni ingerir bebidas alcohólicas; todos estos conceptos se aprenden con la aplicación de los valores humanos y tratando de incorporar en las comidas alimentos sanos.

Según la Escuela de Medicina Alternativa venezolana, existen 178 alimentos capaces de brindarnos propiedades terapéuticas que tenemos que aprender a utilizar, y entre las herramientas básicas que han de llevarse a la práctica para ser felices se plantean 19 reglas básicas y desechar los 7 pecados capitales (sobre todo estos 4: lujuria, codicia, envidia y la gula).

Muy interesantes resultaron otros conceptos desarrollados por la especialista venezolana, pero no es posible hacer referencia a todos; no obstante, vale la pena hacer mención a la Mesoterapia, la Acción Antienvejecimiento General, la Medicina Orthomolecular y las Acciones terapéuticas de salud (tratamientos físicos integrales que se aplican para estimular las funciones vitales del organismo), el mantenimiento del equilibrio, así como la aplicación de aceites y productos naturales para controlar la hipertensión arterial.

Como combatir el envejecimiento, antioxidantes y radicales libres; Las actividades gimnástico-deportivas: una vía esencial en la mejor calidad de vida del adulto mayor; Atención al adulto mayor con discapacidad, fueron, entre otros, algunos de los trabajos que otros ponentes debatieron; sin dudas, en todos se hablaba de aspectos de gran importancia, pero no era posible estar simultáneamente en los salones y áreas aledañas, donde se exponían más de 100 posters. Por eso, me detuve en la exposición de artesanías, donde platiqué con las autoras de un bello trabajo manual, realizado con mucho amor y hábiles manos.

Los Ibarzábal, generación de artistas
Ante mí se presenta una anciana risueña, muy resuelta y de buen porte, que explica con detalles cómo hace sus cuadros con tallos, raíces, hojas y flores, combinando sus formas y colores armónicamente.

Blanquita, como la llaman todos cariñosamente, integra una de los dos delegaciones más destacadas del Club de los 120 años, de San Miguel del Padrón.

Con sus 86 años de edad, Blanca Rosa Ibarzábal Castro, y una destacada vocación natural por la pintura que viene de sus ancestros (su papá sabía pintar y su hermano mayor es graduado de la escuela de Artes Plásticas “San Alejandro”), expone bellos cuadros en los que ejecuta la técnica de naturaleza muerta.

Esta admirable mujer, graduada de la Cátedra del Adulto Mayor, madre de dos hijos y bisabuela por cuarta vez, en su Tercera Edad ha emprendido la tarea de “liberar paisajes encantados”, tomando de su propio jardín los materiales necesarios, que luego, con sus mágicas manos convierte en llamativos cuadros donde se entrelazan la realidad y la mística.

Carmen, principal promotora del grupo
Carmen González Hernández, con su hablar pausado me refiere ser una de las autoras intelectuales de las dos primeras delegaciones del Club de los 120 años que se formaron en el municipio San Miguel del Padrón.

¿Cómo surgió la idea?
“Estaba finalizando la Cátedra del Adulto Mayor, y ella, con otras compañeras del aula, deciden llamar por teléfono a la compañera Mercedes Trujillo, tesorera del Club de los 120 años (el creado por el doctor Selman) a quien le preguntaron qué debían hacer para crear las delegaciones; una vez realizados los trámites correspondientes, y con la ayuda de otros compañeros de la Universidad, el 7 de enero del 2006 nacieron las 2 delegaciones, cada una con 20 miembros. Más tarde, el 8 de abril del propio año, surgieron otras 3 delegaciones; y ya en este momento ella trabaja como coordinadora de las 5 delegaciones iniciales. Hoy existen 8 y próximamente se constituirán otras 4.”


En cuanto a la membresía, señala Carmen que incluso se han incorporado niños, adolescentes, amas de casa, jubilados, pensionados y trabajadores. Las cuotas anuales oscilan desde los 10 hasta los 60 y 70 pesos, pues los niños hasta los 17 años de edad, así como los jubilados y pensionados solo pagan 10 pesos; los trabajadores pagan 25 pesos el primer año y 20 los siguientes. Las cuotas familiares (padres e hijos menores, 60 pesos) y abuelos, padres e hijos menores, 70 pesos. Con ese dinero el Club se nutre financieramente para la realización anual de los eventos Longevidad Satisfactoria.

¿Qué actividades realizan?

- Campismos populares (salidas con el transporte asegurado, ida y regreso, desde la Virgen del Camino), en este caso visitamos “Las Caletas” (norte de la Ciudad de la Habana), Jibacoa.
- Excursiones históricas auspiciadas por la UJC. Se han visitado los siguientes lugares: “Caletón Blanco” (Santiago de Cuba); “Las dos hermanas” (Pinar del Río); “Río Seibabo” (Escambray, límite de Sancti-Spíritus con Villa Clara); Casa museo del campismo “Pedro Lantigua”, “Valle de los Ingenios”(cerca de Trinidad), y un amplio recorrido por esta última ciudad.
- Excursiones a lugares recreativos como EXPOCUBA, teatros,
Museos, el Jardín Botánico Nacional, el Cacahual, y otros.

¿Qué ha representado para usted esta labor comunitaria?

“Ya tengo 76 años de edad, y a pesar de que mi madre fue prolífera a la hora de concebir 20 hijos, yo solo tuve 2, pero ya soy abuela por cuarta vez y también tengo 2 biznietos. Para mí, haber pasado la Universidad del Adulto mayor, durante un año, que culminé con la tesis “Mujeres cubanas famosas de la música”, y luego abrazar la idea de constituir las 2 primeras delegaciones del Club de los 120 años, ha sido una inolvidable experiencia que al mismo tiempo constituyó un gran apoyo emocional, por cuanto por esa etapa mi madre, con 92 años, falleció, y esto me golpeó muchísimo. La responsabilidad adquirida y el trabajo con personas con problemas similares e intereses a los míos, fueron un acicate para mí, un gran estímulo que me ha permitido continuar viviendo con optimismo.”

“Mi labor como coordinadora de las delegaciones del Club de los 120 años en mi municipio me ha permitido sentirme útil, y a la vez me ha dado nuevos bríos para cada día hacer algo diferente, lo cual me estimula. Además, con este nivel de responsabilidad tengo la posibilidad de intercambiar criterios con otros miembros que tienen problemas personales, así como llevar a cabo una labor de captación efectiva, para atraer a otros adultos mayores, sobre todo a aquellos que presentan dificultades para saber llevar sus edades y conflictos propios de esas etapas de la vida”.

Hortensia y sus figuras de papier maché

Para terminar mi agradable estancia entre estas adorables personas de la tercera Edad, me acerco al lugar donde se encuentra Hortensia de la Caridad García de Jesús, otra artesana no tan mayor como Blanca Rosa, pero que también desempeña una bonita labor manual. Ella es jubilada, tiene 59 años de edad y pasó la Universidad del Adulto Mayor, al igual que Blanquita y Carmen, pero su tesis tuvo una característica muy sui géneris, pues se dedicó a recoger las incidencias que ocurrían cada miércoles durante las clases. Con paciencia fue recopilando cada anécdota, las redactó, y por último, las adecuó para su tesis, a la que puso por título: “Relatora”.

“Antes de continuar hablando de lo que soy capaz de hacer con mis manos, es necesario, yo diría que muy importante, resaltar que todo lo que aprendí fue gracias a la dedicación y paciencia de Antonia Eiriz, una pintora, discapacitada, pues fue víctima de la poliomielitis, enfermedad que no la frustró, sino que convirtió su casa en un taller, donde todo aquel que quería aprender, ella, con mucho amor le enseñaba a trabajar cuadros y otros objetos con papier maché.”

Y prosigue la plática con Hortensia, quien agrega que Antonia Eiriz es una leyenda viva en San Miguel del Padrón, porque fue la maestra complaciente, que en su tiempo libre, enseñó la técnica manual con papier maché entre los habitantes de la comunidad… “ella dejó instalada y consolidada una bella manifestación artística que continúa viva en nuestra comunidad”, apunta con emoción.

¿Cuáles son las labores que usted realiza?

“Cestos con papel trenzado, soperas, orishas, trabajos con caracoles, collares y pulseras, entre otros. También confecciono los idde (collares sincréticos).

Caracoleando 2005 fue una de mis exposiciones que tuvo una mención y ahora estoy preparándome para participar en un concurso libre del Adulto Mayor donde presentaré un trono de orishas.

Hortensia ¿qué ha significado para usted integrar el Club de los 120 años?

“Para mí ha sido volver a vivir,” dice rápida y segura. “Esta organización ayuda a cualquiera a restablecerse de situaciones difíciles, lo mismo síquicas que fisiológicas, o sea, aquellas cuyas causas son enfermedades y malestares inherentes a la Tercera Edad. El Club de los 120 años y esta labor artesanal que desarrollo, son de hecho, un bálsamo relajante que puede beneficiar a todo el que se proponga hacerla. Esto, por una parte, y mi vocación de componer boleros, por la otra, me han ayudado a vivir, a mantenerme optimista ante la vida. Yo me siento muy satisfecha con lo que hago junto a mis amigas del Club”… “Ah!!! Olvidaba decirte que en estos momentos estoy trabajando en mi página WEB de papier maché”.

Una despedida por todo lo alto

El último día de Longevidad Satisfactoria 2007 tuvo un punto de confluencia, el salón Taganana, que acaparó la atención de una gran mayoría de los participantes, pues según el programa del evento anunciaba como temas centrales: “La cultura en función de la longevidad” y los paneles “La expresión y la educación corporal: fuentes de desarrollo individual, grupal y social” y “Las actrices cubanas y su imagen actual: ¿necesidad o estilo de vida?

El primero de los temas, a cargo del compañero Iroel Sánchez, presidente del Instituto Cubano del Libro (ICL) se centra en la importancia que tiene el libro y la literatura, como vías fundamentales par lograr una mayor calidad de vida y el impacto de la Feria Internacional del Libro.

El funcionario de la institución se refiere a que una gran parte de la población (personas de 60 años y más), que después del año 1959 adquirieron el nivel universitario y un 65% con edades entre 17 y 25 años de edad, que actualmente cursan estudios en la Universidad de la Habana, son asiduos lectores y asistentes a las ferias que cada año tienen lugar en el Complejo Morro-Cabaña. Esta realidad hace que el Estado destine los recursos financieros necesarios para satisfacer las demandas, en la medida de todas las posibilidades. Además, ha sido oportuno engrosar títulos que respondan a las necesidades que surgen por la convivencia de varias generaciones en un mismo núcleo familiar.

Pero a pesar de todos los obstáculos materiales y subjetivos, en el año 2007 (hasta el mes de mayo), el ICL editó 2900 nuevos títulos, para un cómputo de 65 millones de ejemplares. Asimismo, se ha propuesto como objetivo, asegurar los títulos que se llevan a las bibliotecas de las prisiones, ya que hay que asegurar la base material de estudio de un total de 2000 reclusos que estudian carreras universitarias desde la prisión. Otras de las variantes que se incluyen en las producciones son los títulos de la Biblioteca familiar, con 25 títulos muy selectos, sin olvidar la edición de 2 millones de libros que se destinan para la hermana tierra venezolana, donde los cubanos realizan una meritoria labor en la educación de la población, incluso en las comunidades más intrincadas.

El movimiento, punto clave contra el estrés

Con el tema “La expresión y la educación corporal: fuentes de desarrollo individual, grupal y social”, tres reconocidas figuras del mundo danzario expusieron sus experiencias personales.

Christy Domínguez, directora y bailarina, con una amplia trayectoria dentro de la danza y el ballet de la televisión Cubana, con 68 años de edad, señala que ella ha podido mantenerse activa gracias al baile, ya que el movimiento es esencial en la calidad de vida de cualquier ser humano.

“El bailarín requiere de mucha voluntad y desarrollo del cerebro, y esta ha sido una experiencia que he tenido, que me ha enseñado a ser optimista, pues considero que el desarrollo, tanto del cerebro (repito) como del cuerpo, contribuyen a tener la voluntad necesaria para vencer las adversidades, porque como humanos que somos, no estamos exentos de sufrir adversidades, enfrentar muchos momentos y situaciones difíciles, que gracias a la danza se pueden sobrellevar y vencer. La actividad corporal permite tener más agilidad mental y entereza para saber llevar los dolores propios de la profesión”, refiere con énfasis.

Por su parte, Silvina Fabar comenta que ella se inició en el mundo cultural como cantante, pero a los 20 años de edad, en un accidente, perdió la voz y entonces pudo superar este golpe, gracias a la danza, a la cual se dedicó por completo a partir de entonces, y ya por más de 42 años, ha llegado a ser una feliz bailarina que dejó totalmente olvidado aquel duro momento de su vida; y reafirma que el movimiento fue capaz de ayudarla a superar una situación muy difícil para ella: perder la voz, que era su razón de ser, el aspecto más importante de su profesión.

Con 63 años de edad, Silvina es una mujer esbelta y alegre, que según ella: “la danza puede ser la vida misma de todo aquel que haya tenido dificultades en el plano físico o psíquico; es la fisioterapia ideal, pues va ayudando al individuo a superar cada dolor, cada problema, de forma paulatina y creciente”.

“El dominio del movimiento hace vivir a estas personas que han tenido dificultades; por ejemplo: bajar y subir una escalera ayuda a que los huesos sean más flexibles y contribuye también a la disminución de la celulitis, sin dejar de tener en cuenta que es fundamental para el cuerpo la disciplina, la constancia y la ejercitación diaria, así como el movimiento físico de forma habitual, la respiración adecuada (profunda y rítmica), y tratar en todo momento de tener en la mente escenas y pasajes agradables. Todos estos aspectos nos ayudan a vivir mejor. Además, hay que partir de una realidad muy objetiva: la danza no es solo divertimento, sino que se considera una vía para hacernos más longevos y nos brinda alegría, felicidad, al tiempo que contribuye de manera efectiva a desarrollarnos mentalmente, nos proporciona agilidad y un ejemplo fehaciente de lo que estamos planteando son los maestros Fernando Alonso y Alicia Alonso, indiscutibles promotores del Ballet Nacional de Cuba.

Y prosigue Silvina: “a todos los que arriban a la Tercera Edad les recomiendo hacer ejercicios corporales diariamente, aunque sea en un pequeño espacio del hogar, cuidar el peso, las rodillas y las caderas; realizar muchas cuclillas y comer todas las verduras y frutas posibles. En cuanto a los ejercicios de respiración, adecuarlos en cuatro tiempos. Yo he tenido la oportunidad de enseñar en mi propia casa, a través de sesiones periódicas, a un grupo de ancianitas del barrio, y todas me lo han agradecido, pues se sienten más vitales, con más ansias de vivir, y ellas mismas han reconocido los positivos cambios de esa etapa tan difícil que irremediablemente hay que enfrentar”.

Santiago Alfonso, director de espectáculos y excelente coreógrafo, además de ser un prestigioso formador de bailarines, es el último en referirse al movimiento y al ejercicio físico, así como a los beneficios que ambos representan para un individuo con dificultades físicas o psíquicas.

“Para los que entregamos nuestras vidas a la danza, a la que considero un punto clave, esencial, para eliminar el estrés, sin lugar a dudas, es una actividad que repercute muy directamente en el desarrollo humano, social y grupal, y el desarrollo implica CRECER, así que ya de hecho, los que nacemos con esa vocación y predisposición genética, o por decirlo de otra forma, nacemos con ese don, que es como estar tocados por Dios, nos sentimos muy felices de desarrollarnos en ese medio artístico, y al mismo tiempo satisfechos, por tener la oportunidad de transmitir esos conocimientos, esas experiencias a otros, a los jóvenes que deciden entregarse a dicha manifestación cultural”.

A pesar de que Santiago ha sido intervenido quirúrgicamente en dos ocasiones, ha podido superar todas las dificultades, por su disciplina, por la perseverancia y la firme disposición de vencer los dolores. Con sus 67 años de vida y todas las adversidades pasadas, este hombre de ademanes muy firmes y porte distinguido, contagia al hablar, por su dinamismo y seguridad y señala que la danza perpetúa la situación social, por cuanto el movimiento implica el desarrollo y todo desarrollo se revierte en movimiento. Además, la danza se asume como una forma de educación de la mente y el cuerpo y todas las funciones del organismo: circulatorias, musculares, mentales, cardíacas, respiratorias, entre otras, forman parte integral del hombre.

“Para mí no resultó nada fácil, pues a los 19 años de edad, el profesor de profesores, doctor Julio Martínez Páez me operó de una hernia de la columna vertebral. Posterior a esto yo realicé una gira por Alemania y un especialista de este país me aseguró que ya no podría volver a bailar; sin embargo, no claudiqué en mi empeño de seguir a adelante y en el año 2000 fui reintervenido quirúrgicamente de otra hernia, también en la columna vertebral. Por todo esto que he planteado reitero y reafirmo como mi colega y amiga Silvina que la danza contribuye a desarrollarnos física y mentalmente, y es un poderoso medio terapéutico”.

Con un rotundo aplauso los tres invitados fueron despedidos, dejando en los presentes una bonita lección del esfuerzo y tesón que tuvieron que mantener para vencer las dificultades que la vida misma les deparó, pero que al mismo tiempo, una vez restablecidos, les ayudó a vivir con más deseos, con más energía, más felices y plenos.

El espíritu, alma de la belleza

Otro momento agradable de Longevidad Satisfactoria 2007 fue el intercambio de impresiones con dos actrices muy conocidas por el pueblo cubano: Dianelis Brito y María Teresa Pina, profesionales de la escena televisiva y teatral, que también han incursionado el arte cinematográfico.
El tema a debatir: “Las actrices cubanas y su imagen actual: ¿necesidad o estilo de vida?”.

Sin un orden previsto, los planteamientos van brotando con naturalidad de una y otra, sin proponérselo. Para Dianelis, las actrices no son seres diferentes al resto de los humanos, simplemente están más expuestas a la observación de las personas del barrio, de aquellas que se encuentran a cada paso cuando realizan sus actividades cotidianas, cuando se dirigen a un hospital, a una farmacia, a un centro turístico, o simplemente cuando hacen una cola para trasladarse en un ómnibus hacia otro lugar; y estar frecuentemente frente a las cámaras en su labor, ser vistas por tantas personas, esto es lo que tal vez influya en la necesidad de cuidar su imagen personal. Ella piensa que lo exagerado no es preciso si existe naturalidad; sin embargo, desde que era pequeña, siempre se preocupó por su estética. Y mucho más después de su adolescencia y sobre todo después de su primer embarazo y quedó muy gorda. En aquella etapa, posterior al alumbramiento de su bebé, ella recuerda y sonríe, pues filmaba escenas de una novela en la que tenía de pareja a su colega Armando Tomey y este siempre le decía que le parecía estar abrazando a un objeto inabarcable; esta situación resultó para ella muy traumática y fue la razón principal que la ayudó a proponerse bajar de peso a toda costa, pues su figura habitual se había perdido y esto, sin quererlo la afectaba física y psíquicamente. Por eso, por el impacto que puede causar públicamente, por ser tan conocida y por la necesidad de que como mujer que es tiene de lucir bien, y sobre todo limpia, con ropa adecuada, bien peinada, siempre que sale de su casa, aunque sea para botar la basura en la esquina ella lleva prendas de vestir cómodas con las que suele estar en el hogar, pero siempre limpia, no estar desaliñada ni sucia.

Con espontaneidad y esa sonrisa sencilla y alegre, tan peculiar y característica, que en algunas ocasiones hemos visto en sus propios personajes, María Teresa Pina confiesa que nació en la provincia Ciego de Ávila y que su familia es de origen campesino y obrero, que sus padres tuvieron que criar a 5 hijos, considerándose ella la más fea de sus 4 hermanas, pues recuerda que Alicia era muy elegante y las otras tenían sus encantos; pero le reconfortaba un tanto que su mamá siempre le dijera que ella era la más inteligente… y esto le bastaba. Por lo tanto, teniendo esa descripción como divisa para el futuro, decidió cultivarse y comenzó a estudiar mucho, a leer todo lo que estuviera a su alcance y así fue como llegó a la Ciudad de la habana, no tan joven (actualmente tiene 46 años de edad). Ya en la capital se interesó por el teatro y con esta idea muy firme se preocupó aún más en sus estudios, a profundizarlos cada día más, ya que para actuar frente a un público conocedor y exigente como el cubano hay que estar preparados.

“El teatro y los libros me han engrandecido, y gracias a ambos he podido llegar a ser la actriz que hoy soy; sin embargo, todavía tengo que aprender mucho y nunca abandonar los estudios” –señala.

Ante mi pregunta referente al papel desempeñado en la novela de Abraham Rodríguez, “El eco de las piedras” (1997) me responde rápida: “Imagínate, ese fue mi gran reto, el primer papel que hacía en la televisión y que me dio a conocer públicamente, pues aunque ya por esa fecha había hecho 5 monólogos en el teatro, tú sabes que este es un medio mucho más reducido, más selecto… luego de aquel personaje que para mí resulta inolvidable vinieron otras propuestas que me permitieron desarrollarme con más desenvoltura en la interpretación. La televisión contribuyó a acercarme mucho a Dianelis, magnífica persona, amiga y excelente profesional, de la que he aprendido mucho”.

Para proyectar belleza hay que sentirse feliz, y la verdadera belleza es esa que se irradia de una buena imagen, plantea María Teresa y aclara que ellas son imágenes públicas a las que se les exige mucho, y para lograr “mantenerse en forma”, el diseño de sus respectivas figuras lo confeccionan ellas mismas, es decir, que son ellas las que eligen el color y corte del cabello, el vestuario, se preocupan y ocupan en tener un peso corporal adecuado, están al tanto del cuidado de la piel y el cutis, y otros detalles de gran importancia para “lucir bien”. Aquí en nuestro país a nadie se le ha ocurrido todavía la idea de incorporar en la plantilla al diseñador de arte, para programar el prototipo de mujer que se requiere en cada papel que interpretan, y esto, aunque parezca simple, no lo es, por cuanto el exceso de preocupación por lograr tal objetivo es para ellas horrible, algo que las va desgastando.

En cuanto a la iniciativa que debe emprenderse con las mujeres jóvenes en ese período tan difícil del post-parto, en el que por lo regular el cuerpo se desfigura, aparecen las grietas del vientre y desde el punto de vista físico en general, ocurren transformaciones que dejan secuelas muy negativas, es preciso llevar a cabo un trabajo de divulgación masivo. Por ejemplo, sería bueno analizar la posibilidad de realizar, por la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) y el resto de las organizaciones sociales, una labor educativa y de promoción para restablecer aquellas elecciones que se hacían desde la base (por municipios), para seleccionar a las jóvenes más bellas, no solo desde el punto de vista físico, sino también integral, y de ahí escoger a las más representativas para participar en las carrozas y el resto de las actividades que caracterizan al Carnaval. Esta y otras ideas pudieran estudiarse para ir educando a la mujer cubana a cuidar su imagen.

Acerca de la belleza estética podría haberse estado hablando toda la mañana, pero casi al unísono, a manera de despedida, las dos actrices coinciden en los siguientes aspectos:
- La belleza estética puede lograrse con un cuerpo limpio, vestido con sencillez, sin abandonar la creatividad.
- El desarrollo de la inteligencia y la preocupación por el estudio y el incremento de conocimientos y valores pueden contribuir a elevar la autoestima y la riqueza espiritual, que tanto repercute en la imagen que proyecta cualquier persona.
- La energía, vitalidad y alegría de vivir y brindar ayuda a los demás, son importantes valores, que sin dudas, influyen positivamente en el individuo a la hora de vencer los obstáculos y adversidades de la vida, y los prepara para llegar a la tercera Edad con dignidad.
- La artritis, la osteoporosis, los estados depresivos, el cansancio del cuerpo afectado por el desgaste de los órganos y las afecciones propias de la edad, solo pueden enfrentarse y vencerse con un buen estado anímico, la realización de ejercicios físicos todos los días y la participación en actividades sociales (recreativas, culturales, políticas y otras), que contribuyen a mantener ocupada la mente con acciones agradables y placenteras.
- Tener siempre muy presente que los seres humanos no pueden vivir engañando y odiándose a sí mismos y a los demás, pues todos somos hijos de un mismo mundo y todos tenemos las mismas afectaciones. Hay que crecerse ante las dificultades, no dejarse caer por nada y vivir cada etapa con el encanto que cada una nos proporciona.
- La belleza empieza por la cabeza; cuando nos respetamos, nos queremos y realizamos buenas acciones somos bellos, por eso, los instamos a vencer todos los obstáculos par hacer más llevadera nuestra existencia y conservar la energía, vitalidad y valentía hasta el final de nuestras vidas, así podremos llegar a vivir más años con felicidad y pensar y actuar con mucho optimismo.

Despedida y clausura

Al doctor Alberto Ernesto Fernández Seco, Director Nacional del Adulto Mayor y Asistencia Social del MINSAP, y secretario del Comité organizador de Longevidad Satisfactoria 2007 le correspondió clausurar este evento que en su quinta edición alcanzó y sobrepasó las expectativas planteadas.

“Los tres días transcurridos de fructífero intercambio de ideas, exposición de trabajos, presentación de posters, el Tercer Encuentro Internacional de Centenarios, la bella gala de los abuelitos mexicanos y el resto de actividades desarrolladas, me permiten afirmar que no existe nada que supere todas las experiencias y emociones recibidas en este ya tradicional cónclave a favor del Adulto Mayor, pues en el mundo de hoy se organizan y realizan muchos congresos internacionalmente, pero estamos plenamente convencidos de que ninguno es superior a este … una actividad que se inicia con el alba, con niños y ancianos caminando y sonriendo por nuestras calles y termina con didácticas conferencias, simposios y talleres que se conciben y realizan por un objetivo común: elevar cada día más la calidad de vida de esas mujeres y hombres que trabajan y se esfuerzan toda su vida, para que la sociedad en que viven esté más fortalecida y todos alcancen por igual, felicidad y salud… para esos que luego llegan a la tercera Edad y que en nuestro país sobrepasan la esperanza de vida en más de 73 años, es que se concibe un congreso como este… -señala el doctor Fernández Seco”.

A continuación se refiere el funcionario cubano a lo provechoso que ha resultado este quinto encuentro en el que participaron 8 países, de los cuales México trajo la delegación más numerosa, seguido por Venezuela y en el que 200 delegados cubanos intercambiaron ampliamente con los visitantes. Asimismo hace mención a los 5 cursos pre-congreso, las 38 conferencias, 38 temas libres, 5 simposios y talleres, 103 posters, 191 trabajos desarrollados por ponentes, la exposición de Artesanía y el tercer Encuentro Internacional de Centenarios, por solo decir las actividades programadas y cumplidas con éxito.

“Pienso que participar tres días en un evento como este, ha sido para todos como ganar 30 años de vida; aquí se han promovido y debatido temas como la motivación, el ejercicio, la correcta alimentación, la recreación y otros, cuyo propósito fundamental es asegurar una larga vida; y tales conceptos han estado acompañados de otros no menos importantes como el trabajo educativo y la inserción de correctos hábitos de vida a nuestros hijos desde la infancia, pues solo así podrán ellos también vivir más años, saludables y felices”, puntualizó el directivo de la salud.

Por último, reconoció y agradeció la labor de todos los trabajadores del Hotel Nacional, así como a todos los organismos, instituciones, como la Organización Mundial para la Salud y la Organización Panamericana para la Salud (OMS y OPS) y Sociedades Científicas de las distintas especialidades médicas, quienes junto a la Asociación Médica del Caribe (AMECA) y la Facultad de Psicología de la Universidad de La Habana, la Federación de Asociaciones Culinarias de Cuba, que contribuyeron al correcto desenvolvimiento de todas las actividades realizadas.

“Estoy seguro de que los extranjeros que han compartido con nosotros, se llevan un buen recuerdo de todo lo que aquí han visto y disfrutado, y yo, particularmente, considero que los periodistas que nos han acompañado podrán hacer varios reportajes con cada una de las anécdotas y vivencias de estos fructíferos y bellos días de amistad, solidaridad, intercambio de impresiones y conocimientos, en aras de hacer más sana y larga la vida de los seres humanos, que tienen el privilegio de llegar y sobrepasar los años de la tercera Edad”.

Con un saludo final anunció oficialmente clausurado el V Congreso Internacional Longevidad Satisfactoria 2007 y exhortó a los presentes a participar en la VI edición, a celebrarse en el próximo año 2008.

 

  • Copyright © 2000-2008, Revista 16 de Abril
  • Revista Científico Estudiantil de las Ciencias Médicas de Cuba
  • Fecha de actualización: 28 de abril de 2008
  • Webmaster: Pavel Polo Pérez
  • URL: http://www.16deabril.sld.cu
  • Los contenidos que se encuentran en nuestro sitio están dirigidos fundamentalmente a estudiantes y profesionales de la salud.
  • Abre nueva ventana: Logo de validación de XHTML 1.0 Transitional | Abre nueva ventana: Logo de validación de hojas de estilo