Debes activar JavaScripts para ver de forma adecuada esta web.

Página de inicio
NEUROREHABANA 2008

Equinoterapia o Rehabilitación Ecuestre, una alternativa que ayuda a vivir, a pesar de las limitaciones físicas


Por Magali González Camacho

Problemas para visualizar la imagenProblemas para visualizar la imagen

La rehabilitación física es, sin dudas, la máxima aspiración de aquellas personas que han sufrido una enfermedad cerebrovascular de la cual han podido escapar con vida. Sin embargo, las secuelas y serios daños que ocasionan, constituyen un duro golpe, por cuanto limitan al ser humano en el desempeño de sus principales actividades cotidianas, además de ser afecciones degenerativas que con los años van empeorando.
Conversar, reír, comunicarse, caminar, en términos sencillos, realizar todo lo que implica el diario quehacer del ser humano, son, en la práctica, acciones de vital importancia para el hombre, y este canal casi siempre se rompe cuando ocurre cualquier episodio neurológico, de gran incidencia en los adultos de la Tercera Edad.
Precisamente, el hecho de que en los últimos años las cifras de estos accidentes cerebrovasculares se hayan incrementado considerablemente en el grupo etáreo que comprende los individuos entre los 20 y 40 años de edad, incluso en personas más jóvenes, inducen a investigar y profundizar en los factores que inciden en los mismos, así comprobamos que los principales factores de riesgo son, entre otros: el estrés mantenido, los problemas familiares y laborales, así como el resto de los retos de la vida misma.
Pero si frustrante es llegar a la adultez y sufrir los estragos que deja el accidente cerebrovascular, tan devastador por las conocidas secuelas e invalidez ¿qué decir de aquellos que ya vienen al mundo signados desde el vientre de la madre o de otros que en edades tempranas son golpeados por diferentes afecciones que los invalidan por el resto de sus vidas?…
Precisamente, para dar a conocer e intercambiar experiencias acerca de sus estudios e investigaciones, neurólogos, doctores de diferentes especialidades médicas, médicos fisiatras, licenciados en Educación Especial, psicólogos y fisioterapeutas de Brasil, Uruguay, Chile, Argentina, España, Estados Unidos de Norteamérica, Serbia y otras regiones del mundo, se dieron cita con sus homólogos cubanos, en el Palacio de las Convenciones, del 10 al 14 de marzo del presente año 2008.

Problemas para visualizar la imagenProblemas para visualizar la imagen


Organizado por el Centro Nacional de Rehabilitación “Julio Díaz” y con el auspicio del MINSAP, la Organización Panamericana de la Salud (OPS/ OMS), la Sociedad Cubana de Medicina Física y Rehabilitación, la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna y la Sociedad Cubana de Neurología y Neurocirugía, así como otras no menos importantes instituciones del país, NeuroRehabana 2008 abordó temáticas de gran significación, tanto para los delegados cubanos como extranjeros.

Algunos de los temas presentados
Enfermería de rehabilitación en afecciones neurológicas, Procesos cognoscitivos del diagnóstico clínico, Diagnóstico de los problemas de la sexualidad en personas con trastornos neurológicos, Neurodesarrollo, discapacidad y prevención y Educación Especial en personas con daño neurológico, fueron algunos de los temas que los participantes abordaron en las variantes de ponencias, conferencias, mesas redondas y área de posters.

Amor y paciencia sin límites
Como actividad de gran interés para los participantes, el Curso-Taller teórico-práctico de Rehabilitación Ecuestre, fue conceptuado como uno de los logros más relevantes que en materia de Rehabilitación Física, Cuba ha alcanzado en la atención de niños con necesidades especiales y otros, que por la severidad de su discapacidad, están impedidos de asistir a centros docentes; se incluyen en este grupo, las siguientes:

- Trastornos de la comunicación.
- Deficiencias intelectuales.
- Autismo infantil (síndrome de Rett, síndrome de West)
- Agenesia de cuerpo calloso y
- Parálisis cerebral.

Problemas para visualizar la imagen

Con extraordinaria maestría y cariño, un grupo de doctores, licenciados en Educación Física Especializada, técnicos en equitación y rehabilitadotes fisioterapéuticos se dieron a la tarea en el año 1998 de buscar alternativas para atender a esos niños afectados. Esta idea fue asumida por la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna, y ya por los años 1994 y 1996 los primeros especialistas cubanos se fueron introduciendo en la Equinoterapia, con un grupo de colegas alemanes que prestaban servicios en el campamento “26 de julio” del Cacahual. En el año 2000 surge oficialmente la Rehabilitación Ecuestre o Equinoterapia, a la que se unen otras instituciones y organismos del Estado, como la Asociación Cubana de Producción Animal (ACPA), el Ministerio de Salud Pública y el Ministerio de Educación.

Problemas para visualizar la imagen

Mucho amor y esfuerzo se requieren para rescatar hacia la realidad a estos niños, adolescentes y jóvenes discapacitados y brindarles una motivación para continuar sus vidas, a pesar de las limitaciones… A partir de esta premisa, ese grupo iniciador multidisciplinario, se dio a la tarea de iniciar la terapia y ponerla en práctica, mediante un proceso que agrupa diferentes actividades o áreas de trabajo que son:
- Conocimiento del medio ambiente (el discapacitado comienza a interrelacionarse con animales, plantas, flores y frutos, aprovechando al máximo los analizadores conservados).
- Terapia del lenguaje (se estimula y se desarrolla la comunicación, bien sea hablada, gestual, corporal o manual).
- Atención psicopedagógica (aquí trabaja un grupo multidisciplinario que contribuye a consolidar el aprendizaje en el resto de las esferas, estimulándose siempre los logros, por mínimos que sean).
- Arte terapia (el discapacitado se pone en contacto con la naturaleza y aprende a
reproducir con dibujos, barro y plastilina, semillas, flores, frutos y animalitos
como mariposas, pajaritos y otros. Este proceso les ayuda a reconocerlo todo y
realizarlo con sus propias manos.
- Fisioterapia (en esta actividad se le da cumplimiento a todas las indicaciones que orienta el fisiatra, sin dejar de comunicarse constantemente con el discapacitado, es decir, mantenerse siempre en una estrecha interrelación durante todo el período de rehabilitación, junto a los padres, quienes también aprenden con los especialistas para luego llevarlo a la práctica). Para ello, concibieron 3 etapas esenciales que denominaron ETAPAS DE LA EQUINOTERAPIA, que a su vez se divide en:
1) Hippoterapia (término proveniente del griego: hippo, que significa caballo y
terapia o procedimiento terapéutico), que es conceptuada:
a) Pasiva (el caballo permanece estático y el niño aprovecha el calor corporal)
b) Activa (se añade la monta para mejorar el tono muscular y el equilibrio de la marcha).
2) Monta terapéutica o Terapia Ecuestre (el jinete realiza ejercicios sobre el caballo y maneja el mismo).
3) Equitación como deporte (se combinan los ejercicios y se desarrollan las potencialidades).
En la demostración de Equinoterapia, efectuada en la tarde del jueves 13, en el Cinódromo de Playa (como parte de las actividades colaterales de NeuroRehabana 2008), se pudo conocer muy de cerca la labor de estos pacientes profesionales que han podido lograr el establecimiento de un binomio de gran armonía, en el que prevalecen: unión, reconocimiento y empatía entre los niños discapacitados y los vigorosos equinos.
Problemas para visualizar la imagenProblemas para visualizar la imagen
En la actualidad son tres los centros (en Ciudad de la Habana) donde se realizan la preparación y ejercitación combinadas del procedimiento terapéutico equinoterápico (Centro de Rehabilitación de Río Verde, en el municipio Boyeros; Celimar en La Habana del Este y el Palacio de Pioneros “Ernesto Guevara”, del Parque Lenin, pero la experiencia se ha ido extendiendo paulatinamente a otras provincias como La Habana, Villa Clara, Sancti-Spíritus, Ciego de Ávila, Holguín, Granma, Santiago de Cuba y Guantánamo.

Problemas para visualizar la imagen

Asimismo, trabajan en función de la Rehabilitación Ecuestre, las Escuelas Especiales “Abel Santamaría”, de Ciudad Libertad, “Agosthino Neto” de Alamar (Habana del Este) y la Escuela de Autismo “Dora Alonso”, de Ciudad Libertad.

Preparación, destreza y técnicas actualizadas
Precisión y destreza son las principales armas o habilidades que caracterizan al personal técnico que tiene a su cargo el cuidado y adiestramiento de los equinos (cabestreadotes). Para este grupo de especialistas, los caballos son los mejores amigos de esos jinetes seriamente afectados, tanto por las discapacidades físicas motoras antes mencionadas (como la Esclerosis Tuberosa, Agenesia de Cuerpo Calloso y Parálisis Cerebral, entre otras) como por el Autismo, una afección tan controvertida a nivel internacional, dada la diversidad de teorías relacionadas con su génesis. Para el personal que trabaja tan ligado a los caballos, y sobre todo para los cabestreadores: “los equinos nos aceptan tal y como somos; con su afecto y amor incondicional, propician la relajación, la estabilidad y ayudan a enfrentar las situaciones críticas con mayor serenidad…”
Problemas para visualizar la imagen

Con Yaremi Salmerón Santos, Licenciada en Educación Especial, del Instituto Superior Pedagógico “Enrique José Varona”, quien desde hace 4 años trabaja en la Rehabilitación Ecuestre, converso acerca de algunas discapacidades que ella ha tratado, como el Síndrome de Rett (afección neurológica degenerativa, de causa multifactorial), Autismo, Parálisis cerebral, Trastornos metabólicos y otras). Además de esta humana labor, ella estudia Psicoterapia, para ampliar sus conocimientos en lo que se refiere al contacto con estas personas que requieren sobre todo buen trato y mucha paciencia.

Problemas para visualizar la imagen

También con mucho amor y una emotiva disposición, aunque con algo más de experiencia que Yaremi, me acerco al profesor Carlos Bartolomé Llera González, uno de los promotores y creadores del Proyecto Metodológico de Rehabilitación Ecuestre para niños sordociegos y otras discapacidades, Licenciado en Educación Especial, con 38 años de experiencia, 9 de los cuales ha dedicado a la Equinoterapia o Rehabilitación Ecuestre. Para él la labor con estos niños y jóvenes ha sido muy estimulante, porque ha visto la mejoría de los mismos –de forma lenta, pero ascendente- poco a poco, pues al inicio ellos sienten mucho temor cuando tienen a su lado a los animales, y señala que desde el 15 de octubre del año 2001, introdujo la metodología a un niño sordociego típico, y gracias al esfuerzo de todo el equipo de trabajo, pudieron lograrse muy buenos resultados, siendo esta la primera experiencia internacional con niños sordociegos. Precisamente, con el trabajo investigativo Experiencia en la aplicación de la Equinoterapia con niños sordociegos , obtuvo premio en el XV
Fórum de Ciencia y Técnica, pero antes se le había otorgado el Segundo Premio Internacional en España (20/12/2004) (investigación relacionada en su experiencia en Equinoterapia, pero esta vez, específicamente en niños ciegos). También, el 12/8/2006, el profesor Llera González fue invitado y asistió al XII Congreso de Equinoterapia, cuya sede fue el hermano pueblo de Brasil.

Caballo y jinete en perfecta comunicación
Con una bella presentación, los especialistas cubanos (médicos, veterinarios, licenciados en Educación Especial, psicopedagogos, fisioterapeutas, cabestreadores y monteros, entre otros) en la soleada tarde del miércoles 12 en el Cinódromo de Playa (muy cerca del Palacio de las Convenciones, sede del NeuroRehabana 2008) ejecutaron bellos movimientos y ejercicios con los caballos y jinetes, demostrando el amplio desarrollo de habilidades y movimientos que adquieren los jóvenes y niños discapacitados con la aplicación de esta técnica. Allí, los espectadores extranjeros y cubanos, pudieron observar la perfecta armonía caballo-jinete; por ejemplo Lazarito (Lázaro Felipe Ledesma), un joven que tiene 17 años de edad, sordociego, que recibe tratamiento desde el mes de diciembre del 2002 y en un inicio hacía total rechazo hacia el equino. Gracias a la aplicación del método coactivo simple, bajo rendimiento cognitivo –dirigido por el profesor Carlos Llera- es hoy uno de los mejores jinetes, incluso, es capaz de hacer la monta de forma independiente. Sin embargo, en la demostración, el profesor intenta que Lazarito suba al equino, después de un previo
calentamiento, pero cuando le hace el llamado al jinete para que acceda al animal, el joven no responde, se queda en su sitio, y más bien se aleja del caballo. ¿Y por qué ocurrió esto…?
Según aclara el especialista, ni la montura ni el caballo eran los que usualmente se empleaban en sus entrenamientos; a pesar de varios intentos, no solo realizados por el profesor Llera, el cabestreador y el montero, sino también por parte del doctor Luis Carrillo Dovale (reconocido por los jinetes, simplemente por Carrillo) (veterinario), tampoco se logra el objetivo. Este hecho, es en la práctica, un excelente logro de la Equinoterapia, pues se patentiza la gran interrelación e identificación del jinete, que aunque es sordociego, percibe al tocarlo, que no es el mismo caballo que cada día lo recibe en su cuerpo y le brinda su calor.

Problemas para visualizar la imagen Problemas para visualizar la imagen

Un aspecto que resulta muy importante –apunta Castillo- es la labor del cabestreador, el encargado de realizar los calentamientos del caballo antes de ordenar la subida del jinete. Además -agrega el profesor Llera- que independientemente de que no se tratara de su caballo habitual ni de su montura, el medio ambiente donde todos los días se efectúan los entrenamientos, tampoco es el mismo, además de estar agotados los animales, que tuvieron que realizar una larga travesía de 4 horas (desde el Centro de rehabilitación de Río Verde). De manera que antes de programar el ejercicio, con otro discapacitado, en este caso, Dairon, un niño con parálisis cerebral (patrón drama psicomotor) que lleva tratamiento desde hace 2 años, es necesario darle previamente un paseo a “Exclusiva” (la yegua con la cual ha llegado a establecer una gran amistad). Una vez realizado el calentamiento, el niño sube a su amiga y de inmediato comienza a comunicarse con ella; primero se pliega totalmente, ejecuta varios movimientos en diferentes posiciones: acostado de frente o hacia detrás (ejercicios de relajación), que inciden directamente en la locomoción y el patrón de relajación, así como en su cinturón pélvico. Todos estos movimientos son de relajación, al tiempo que estimulan la neuroplasticidad. Una vez sobre “Exclusiva”, Dairon se sostiene solamente de sus piernas y extiende los brazos lateralmente, hacia arriba, abajo, haciendo flexión del tronco. De manera que el trabajo inicial del cabestreador (con su pie derecho y la pata izquierda del caballo), constituye un calentamiento previo y necesario antes del comienzo de la actividad cotidiana con los jinetes.
Los ejercicios habituales o preparatorios que se ponen en práctica cada día se basan, según explica el profesor Carlos B. Llera, en los principios básicos de la Equinoterapia, que son:
- Transmisión del calor del caballo.
- Transmisión de los impulsos rítmicos.
- Desarrollo del patrón de locomoción tridimensional.
De Ernestico (Ernesto García Marrero), un niño de 11 ó 12 años de edad, que le tenía fobia a todos los animales, según expone la Licenciada en Defectología Marilyn Fernández, quien lo ha estado atendiendo junto al resto del equipo multidisciplinario,, hoy día es capaz de guiar a “Galante”, un bello ejemplar, que antes de ejecutar las maniobras con el jinete, saluda al público y responde, ante la pregunta aritmética que se le dirige (la suma de 2+2), con un trazado de una de sus dos patas delanteras, responde sin dilación: 4. Seguidamente hace una reverencia a manera de despedida.
Referente a la labor inicial del cabestreador, en el área del picadero, se aclara que mediante la misma se energetiza al animal, para comprobar su estado anímico, verificar los aires del caballo (paso, trote y galope). Por su parte, simultáneamente, los licenciados en Educación especial y fisioterapeutas van ejercitando a los niños, para más tarde, de manera sincrónica desarrollar las evoluciones con el binomio jinete-equino.
Como resultado del tratamiento aplicado a Ernestico, quien ni siquiera miraba fijo a las personas, por sus grandes temores (con retraso mental, retraído y muy tímido), después de 2 años en la escuela, recibiendo su ejercitación cotidiana en el Centro Ecuestre de La Habana del Este, puede hoy día transmitir sus emociones sin temor, ha llegado a alcanzar más concentración y atención en las actividades cognitivas que le encomiendan. Además, ahora Ernestico tiene más interés en las actividades escolares y cada día acaricia con mucho amor la crin de su amigo, al tiempo que en su rostro aparece la complacencia y la serenidad.
Sin embargo, en esta demostración de la veraniega tarde que nos reúne en el cinódromo de Playa, Ernestico trabajará por primera vez sobre la yegua “Exclusiva”, y esto es algo muy positivo, ya que se pone de manifiesto que el pequeño ha mejorado su autoestima y tiene seguridad en sí mismo. Finalmente el jinete, con la misma seguridad y cariño que a diario le entrega a su habitual caballo, hoy acaricia a este bello ejemplar que nunca antes había montado, y los que allí observábamos el bello espectáculo vimos reflejado en el rostro de Ernestico una sonrisa de complacencia y agradecimiento… ella, su nueva amiga, también lo había reciprocado.

Conceptos, evoluciones y otras variantes
De Uruguay, el doctor Néstor René Nieves Figueroa, médico fisiatra y director del Centro Ecuestre “Carlos Barbosa”, durante un breve descanso de los jinetes y equinos, destaca la gran importancia que tiene la Rehabilitación por Equinoterapia, y él, en esta quinta visita a nuestro país, ha percibido los logros alcanzados por los colegas cubanos y resume, que sin dudas, la Rehabilitación Ecuestre o Equinoterapia, ha confirmado en la práctica que es un método efectivo, por cuanto asegura la rehabilitación de severos discapacitados y contribuye a desarrollar la neuroplasticidad, al tiempo que eleva la autoestima de los mismos, su calidad de vida y les permite la realización de posturas, tales como: la imagen corporal, el equilibrio y la marcha independiente , que por las discapacidades que presentan, no hubieran podido ejecutar jamás.
En cuanto a las magistrales evoluciones que orientan los cabestreadores (encargados del adiestramiento, cuidado, atención y la salud en general de los equinos), todos hacen gala del dominio de sus técnicas, pero de ellos se destacan el entrenador Armando Sánchez Pérez, quien realiza una demostración final con “Galante”, así disfrutamos del juego de la rueda-rueda, con giros de la cabalgadura y el estímulo de coordinación en zig-zag, hacia la derecha e izquierda; luego le orienta una marcha militar, con un movimiento coordinado, así como un paso doble que estimula a los niños a la música. Se ejecutan desplazamientos de izquierda a derecha y con el acompañamiento de los amigos de México que tocan una melodía al compás de sus características guitarras. Todos los presentes pudimos apreciar que por muy difícil que sea la discapacidad, los especialistas cubanos dedicados a la Rehabilitación Ecuestre o Equinoterapia, gracias al amor, la perseverancia y su inagotable paciencia, unidos en un objetivo de incalculable valor humano, pueden lograr, incluso en discapacitados sordociegos, lo que en otros países del mundo no es ni siquiera una quimera.