Debes activar JavaScripts para ver de forma adecuada esta web.

Página de inicio
Artículo original
PREVALENCIA DE CARIES DENTAL Y FACTORES ASOCIADOS. CIÉNAGA DE ZAPATA, 2007

Instituto Superior de Ciencias Médicas de la Habana
Facultad de Estomatología de La Habana
Autor:
Juan Daniel Gómez Pantoja*

Tutora:
DSc. Estela de los Ángeles Gispert Abreu**

*Estudiante del cuarto curso de la Facultad de Estomatología.
**Especialista de Segundo Grado en Estomatología General Integral. Profesora Auxiliar.


RESUMEN

Introducción: El Proyecto ¨Todo por la Salud¨ que vienen desarrollando los estudiantes y profesores de nuestra Facultad desde hace cinco años, tiene entre sus propósitos fundamentales, desempeñar una labor investigativa en poblaciones rurales de peculiar condición e importancia en nuestro país, sobre todo en lo referido a la caries dental en las edades infantiles.
Objetivo: Se pretendió identificar la prevalencia de caries dental y los factores asociados en niños de 1 a 18 años en cuatro comunidades de la Ciénaga de Zapata.
Método: En la penúltima edición se realizó un estudio de tipo observacional analítico, de corte transversal, en un universo de 328 niños, del cual se seleccionaron 139, según fórmula, y de forma aleatoria simple, procedentes de los conglomerados seleccionados por expertos de la provincia de Matanzas. Medido el resumen de datos y el porcentaje, se hicieron tablas de contingencia y estimación de las Odds Ratio (OR).
Resultados: Se calculó un 79.1% de niños afectados. Los grupos de edades significativamente más afectados fueron los de 1 a 4 años y 12 a 18 años. Los factores significativamente asociados fueron las superficies oclusales de riesgo OR= 3.833, la ingestión de azúcares (=4 veces al día y entre comidas), OR=3.433 y OR=3.450, respectivamente.
Conclusiones: Se concluye que la prevalencia de caries dental en la población estudiada fue alta; se incrementó de forma significativa en los grupos de edades extremos sin diferencias por sexo y se asocio a varios factores.

Palabras claves: Caries dental, niños, factores asociados.


INTRODUCCION

La caries dental es una enfermedad muy antigua, que no se reconoció como un problema importante hasta finales del siglo XIX, aumentando su prevalencia e incidencia a principios del siglo XX , hasta convertirse en un grave problema sanitario, sobre todo, en los años 1950-601. La caries es una enfermedad trasmisible e irreversible que en todas las épocas, particularmente en todo el mundo, muestra una enorme desproporción en su magnitud, respecto a todas las posibles alteraciones de la salud bucal, afectando a más del 90% de la población.2
La caries dental se define como un proceso o enfermedad dinámica crónica, que ocurre en la estructura dentaria en contacto con los depósitos microbianos y por causa del desequilibrio entre la sustancia dental y el fluido de placa circundante; esto da como resultado una pérdida de mineral de la superficie dental, cuyo signo es la destrucción localizada de los tejidos duros.2
En el proceso de destrucción del diente se alternan períodos de progresión con fases de detención y reparación parcial del daño tisular, y esta enfermedad depende de un equilibrio entre la naturaleza y la intensidad de la respuesta biológica del huésped, y se establece en la boca mucho tiempo antes de producir manifestaciones clínicas en forma de lesiones visibles.1
La explicación más acertada de la etiología de la caries dental es la del origen multifactorial, pero hay que considerar que existe una interacción de tres factores principales: el huésped (saliva y diente), la microflora y el sustrato (dieta). Además de estos factores deberá tenerse en cuenta uno más, el tiempo3. Para que se forme una caries es necesario que las condiciones de cada factor sean favorables, un huésped susceptible, una flora oral cariogénica y un sustrato apropiado, que deberá estar presente durante un período de tiempo determinado.1, 4
Actualmente, el avance de las técnicas diagnósticas y preventivas hace posible el tratamiento de la enfermedad de caries, o sea, el tratamiento causal, el cual puede hacer que el equilibrio de fuerzas se desplace a favor del huésped y combatir la enfermedad antes de que aparezcan secuelas irreversibles1, pero se hace imprescindible conocer y controlar sus factores de riesgo, debido a que la lesión de caries debe verse como una secuela de dicha enfermedad.
La idea de riesgo ha sido crucial para el desarrollo de una epidemiología de las enfermedades no infecciosas. Riesgo es el correspondiente epidemiológico del concepto matemático de probabilidad, por lo tanto, el concepto epidemiológico de riesgo implica la probabilidad que tiene un individuo (riesgo individual) de desarrollar una enfermedad determinada, un accidente o un cambio en su estado de salud, en un período específico y en una comunidad dada, con la condición de que no enferme o muera de otra causa en ese período.2, 5
Concretamente, entendemos por criterio o factor de riesgo a toda característica y circunstancia determinada ligada a una persona, a un grupo de personas o a una población, de la cual sabemos que está asociada con un riesgo de enfermedad, con la posibilidad de evolución de un proceso mórbido o con la exposición especial a tal proceso.2, 4, 5
La identificación de factores de riesgo es paso obligatorio para la prevención primaria.
Es común el comentario del hombre contemporáneo de que la caries dental es principalmente una enfermedad de la niñez6. En realidad, es en los niños donde se presentan los mayores problemas de salud. En la actualidad, la distribución y gravedad de la caries varía de una región a otra, y su frecuencia muestra una firme relación con factores socioculturales, económicos, del ambiente y del comportamiento7,8,9. En Colombia, por ejemplo, la caries es la enfermedad bucal de mayor prevalencia y sus efectos se intensifican en proporción con la edad.10,11
En Cuba la caries dental afecta a más del 90% de la población y la tendencia de esta enfermedad en la población menor de 15 años ha seguido un comportamiento similar al descrito por otros países, observándose que se produce un incremento notable a medida que aumenta la edad de las personas. No cabe duda que el desarrollo de la estomatología en nuestro país se debe a la búsqueda de soluciones de los problemas de salud bucal incrementando y perfeccionando la atención estomatológica.12
Nuestro país va a la vanguardia en cuanto a la divulgación e implementación de las nuevas concepciones respecto a la caries dental. En el Programa Nacional de Atención Estomatológica se norman las actividades a desarrollar nacionalmente para promover salud, prevenir y tratar la caries dental. El Programa Nacional de Atención Estomatológica Integral a la población cuenta con un programa para la atención preventiva – curativa al menor de 15 años.12
La alta prevalencia de caries que se presenta en el mundo entero, la sitúa como principal causa de pérdida de dientes, ya que de cada 10 personas aproximadamente 9 presentan la enfermedad o las secuelas de esta, que tiene su comienzo casi desde el principio de la vida y progresa con la edad, lo que se agrava más en el área estudiada (municipio rural Ciénaga de Zapata), debido a que no existen antecedentes de estudios que identifiquen los factores de riesgos asociados a la afección existente por caries dental, lo que imposibilita realizar o proponer estrategias para disminuir la prevalencia de dicha enfermedad en el área.
El Proyecto ¨Todo por la Salud¨ constituye un pilar del Proceso Docente Educativo que concebido, planificado y desarrollado por los estudiantes de la Facultad de Estomatología del ISCM-Habana, ha agrupado la vanguardia de los jóvenes dirigidos por sus organizaciones y asesorados por un grupo de profesores también de vanguardia. Sus propósitos, al margen de contribuir a la formación ética, profesional e integral de los futuros profesionales, están dedicados a desarrollar múltiples acciones de salud, preventivas, educativas y curativas en comunidades cubanas de peculiar importancia por su historia, su difícil situación geográfica y particulares características sociales, tales como: comunidades de la Sierra Maestra, de la Sierra del Escambray, la Brigada Fronteriza de la Base Naval de Guantánamo, o como el caso que nos ocupa, el extenso y difícil municipio de la Ciénaga de Zapata.
El impacto social de todas esas acciones preventivas y curativas es intenso e indiscutible, pero es la amplia arista investigativa, otro de los logros del Proyecto, lo que motivó este trabajo, pues paralelo al desarrollo de esa habilidad en el estudiante, aporta sin duda un resultado útil para el reconocimiento científico de cada problema de salud en cada una de esas comunidades y dispone, en las manos de las autoridades de salud pertinentes, de otro instrumento de trabajo.
En concordancia con lo expuesto y por la importancia que el tema reconoce, debido a que ocupa el primer lugar dentro de los problemas de salud en el mundo y la gran variedad de factores de riesgos que en él intervienen, nos hemos planteado como hipótesis de la investigación que realizamos que al efectuar un pesquisaje en la población de la Ciénaga de Zapata existirá una alta prevalencia de caries dentales.
A pesar de los incuestionables esfuerzos que en el orden socioeconómico ha concentrado la Revolución en esa área, todavía constituye una preocupación la necesidad de perfeccionar la labor que se viene realizando con respecto a la prevención de dicha enfermedad.


OBJETIVOS

• Identificar la prevalencia de caries dental según edad y sexo en la población menor de 18 años de la Ciénaga de Zapata, 2007.
• Identificar los factores asociados a la afectación por caries dental en la población menor de 18 años de la Ciénaga de Zapata, 2007.


MATERIAL Y MÉTODO

Estudio observacional analítico de corte transversal.
Universo: la población de entre 1 a 18 años que se hallaba en 4 comunidades pertenecientes al Municipio Ciénaga de Zapata en la provincia de Matanzas, durante el Proyecto “Todo por la Salud”, efectuado en el mes de mayo del año 2007, ascendente a la cifra de 328.
Muestra: selección de las 4 comunidades (conglomerados) más poblados (Pálpite, Soplillar, Cayo Ramona y Guasasa) por criterios de expertos de la Provincia de Matanzas, según necesidades. De allí fueron seleccionados en una segunda etapa las unidades de análisis constituidas por los 139 niños y jóvenes de 1 a 18 años de edad (según fórmula para tamaño muestral en poblaciones finitas).La selección de los niños se realizó por muestreo simple aleatorio.
Formula
P: prevalencia de enfermedades seleccionadas (0,50).
Q: 1 - P.
Z 1-a/2: percentil de la distribución normal.
E02: cuadrado del máximo error admisible.
n: tamaño de la muestra.
N: tamaño poblacional.
ÉTICA
Se le explicó a cada paciente y/o maestros, los objetivos del estudio y después de ofrecerle toda la información relacionada con el mismo se les solicitó su consentimiento antes de iniciar cualquier procedimiento.
Se consideraron afectados todos los dientes donde el cop-d/COP-D fuera mayor o igual que 1.
Se reconoció el criterio de caries de la OMS (Organización Mundial de la Salud) de 1997.13
Se consideraron “obturados” las obturaciones realizadas debido a caries, no a fractura.
Se determinaron perdidos todos los dientes con extracción indicada y/o realizada debido a caries (en el caso de los temporales se les consideró “perdidos” a los que tenían dicha condición por más de un año antes del cambio y cronología del brote de los dientes permanentes a los que corresponden).
A todos los pacientes se les realizó en la consulta de clasificación un reconocimiento clínico mediante el examen de la cavidad bucal que consta de examen visual de la cavidad bucal y la palpación de sus estructuras.
Para realizar el examen se utilizó luz natural, guantes, depresores linguales de madera y espejos dentales planos No.5. El dentigrama confeccionado en el examen fue rectificado posteriormente en el sillón.
Las variables edad y sexo fueron recogidas como datos generales en la historia clínica confeccionada en el momento del examen inicial y el resto de las variables incluidas en una sección de la historia clínica confeccionada para este fin.
A todos los casos se les llenó un formulario, con el cual se analizaron las variables del estudio: superficies oclusales de riesgo, anomalías del esmalte, apiñamiento dental, ingestión de alimentos azucarados cuatro veces al día, ingestión de alimentos azucarados entre comidas.
Se creó una base de datos en Microsoft Excel que fue procesada mediante la hoja de cálculo de SPSS y los resultados fueron analizados en el programa estadístico SPSS versión 11.5, obteniéndose frecuencia de afectados de la muestra y su vinculación con el resto de las variables, mediante tablas de contingencia.
Las diferencias entre grupos se analizaron a través del estadígrafo Chi-cuadrado (X2) con un intervalo de confianza del 95%.
Para el estudio de la posibilidad relativa de enfermar se utilizaron las tablas de contingencia y se estimaron las Odds Ratio (OR). Si el valor de OR resultó mayor o igual que 1, se interpretó que la variable producía una posibilidad de enfermar proporcional al resultado numérico de OR estableciendo un intervalo de confianza, si OR era igual a 0 no se relacionaban, y si este era menor que 1 existía una variable que actuaba como factor protector. Los datos obtenidos se recogieron y se representaron en tablas.


RESULTADOS

La prevalencia de caries parece ser uno de los problemas que afecta a todos los grupos de edad. Desde el punto de vista epidemiológico la caries es la enfermedad bucal de mayor importancia en Odontología, que por su magnitud y trascendencia se ha convertido en un problema de Salud Pública. Así la prevalencia y factores causales de la caries dental han sido reportados, tanto a nivel nacional como en disimiles partes del mundo y en diversos grupos de edades.
Tabla 1: Frecuencia de pacientes afectados por caries dental en la muestra. Ciénaga de Zapata, 2007.
Afectados Frecuencia %
No 29 20.9
110 79.1
Total 139 100
En la tabla 1, se observa que el 79.1% de los pacientes poseían caries dentales.

Tabla 2: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según grupos de edades. Ciénaga de Zapata, 2007.
Grupo de edades Examinados Afectados
Número %
1-4 3 3 100
5-11 87 62 71.3
12-18 49 45 91.8
p = 0.012
En la tabla 2, aparece que la frecuencia de afectados por caries según edad, fue mayor en los grupos de edades de 1 a 4 y de 12 a 18 años con 100% y 91.8%, respectivamente.

Tabla 3: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según sexo. Ciénaga de Zapata, 2007.
Sexo Examinados Afectados
Número %
Femenino 82 66 80.5
Masculino 57 44 77.2
p = 0.638
En la tabla 3, se muestra que el por ciento de afectación del sexo femenino (80.5), es ligeramente superior al del sexo masculino (77.2).

Tabla 4: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según la presencia de superficies oclusales de riesgo. Ciénaga de Zapata, 2007.
Superficies oclusales de riesgo Examinados Afectados
Número %
Ausentes 78 55 70.5
Presentes 61 55 90.2
p = 0.005 OR= 3.833 (1.449-10.144)

En la tabla 4 se puede observar que el mayor por ciento de pacientes afectados por caries (90.2), estuvo en los que presentaban superficies oclusales de riesgo (SOR).

Tabla 5: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según la presencia de anomalías del esmalte. Ciénaga de Zapata, 2007.
Anomalías del esmalte Examinados Afectados
Números %
Ausente 120 94 78.3
Presente 19 16 84.2
p = 0.558

En la tabla 5 observamos que el por ciento de afectados más elevado estuvo en relación con los que presentaban anomalías del esmalte (AE) (84.2%).

Tabla 6: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según la presencia de apiñamiento dental. Ciénaga de Zapata, 2007.
Apiñamiento dental Examinados Afectados
Número %
Ausente 103 81 78.6
Presente 36 29 80.6
p = 0.808

En la tabla 6 se muestra que el por ciento de afectados por caries dental fue similar en los niños con y sin apiñamiento 80.6 y 78.6, respectivamente.

Tabla 7: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según la ingestión de alimentos azucarados cuatro veces al día. Ciénaga de Zapata, 2007.
Ingestión de alimentos azucarados 4 o más veces al día Examinados Afectados
Número %
Ausentes 96 71 74
Presentes 43 39 90.7
p = 0.025 OR=3.433 (1.114-10.579)

En la tabla 7 se observa que los pacientes que ingieren alimentos azucarados cuatro veces al día (AA4D), tuvieron un por ciento de afectación más elevado (90.7).

Tabla 8: Distribución de los pacientes afectados por caries dental, según la ingestión de alimentos azucarados entre comidas. Ciénaga de Zapata, 2007.
Ingestión de alimentos azucarados entre comidas Examinados Afectados
Número %
Ausente 88 64 72.7
Presente 51 46 90.2
p = 0.015 OR=3.450 (1.225-9.715)
En la tabla 8 se muestra que los que ingerían alimentos azucarados entre comidas (AA/C) se hallaban afectados en un 90.2%.


DISCUSIÓN

En la tabla 1 un alto por ciento de los pacientes tenía caries dental lo que evidencia el alto grado de afectación que existe en el área. Esto se corresponde con otros autores que reportan una alta prevalencia de caries en niños (como los estudios realizados por las doctoras Miriam Ortega en México14, Gabriela Rivera, 15 Angulo Delgado16 y Moura17 entre otros.11, 18, 19, 20, 21,22.)
Lo hallado quizás sea debido al difícil acceso geográfico de algunas zonas de la región, lo que pudiera obstaculizar el cumplimiento de las metas propuestas por el Ministerio de Salud Pública para el 2010 y 2015 23, y demuestra la importancia de reforzar las actividades de promoción de salud y de prevención en la población.
En la tabla 2 los grupos de edades más afectados fueron los de 1-4 y de 12-18 años, descartándose el grupo de edad de 1 a 4 años constituido por solo tres niños. El estudio siguió un patrón similar a lo observado en otras investigaciones respecto a que: conforme se incrementa la edad, aumenta el porcentaje de niños con lesiones de caries dental.14,24,25,26,27.
La falta de estudios que identifiquen los factores de riesgo y la probabilidad a enfermar de caries dental en la zona estudiada, ha limitado la eficacia de las estrategias para disminuir la prevalencia de dicha enfermedad en el área, ya que los grupos más vulnerables, deben recibir una atención intensiva.
En la tabla 3 el sexo más afectado fue el femenino. La presencia de la independencia entre las variables con un valor de p>0.05 indica que no hay asociación entre las mismas. Algunos autores reportan algo más alta la prevalencia en mujeres 28,29 ,aunque dicha diferencia tampoco es estadísticamente significativa, por lo que las diferencias biológicas entre sexo no parecen influenciar la afectación por caries dental.
En la tabla 4 los pacientes que presentaban superficies oclusales de riesgo fueron los más afectados por caries dental, con una altísima significación estadística (p = 0.005). Los pacientes que tenían SOR fueron 3.8 veces más propensos a padecer de dicha enfermedad, lo que coincide con otro estudio. 30 Las SOR pueden promover la adhesión de microorganismos promotores de caries dental y la acumulación de sus productos metabólicos lesivos.30
En la tabla 5 los pacientes que presentan anomalías en el esmalte fueron los más afectados, aunque no tuvo estadísticamente ninguna significación (p = 0.6) con los que no presentaban esta condición (78.3%). Sin embargo, otros estudios realizados en nuestra especialidad con niños malnutridos fetales desde el nacimiento hasta los 3 años de vida, demuestran la influencia de este factor en la incidencia de la caries dental, así como de las anomalías de textura. En los estudios, a pesar de los mecanismos de recuperación nutricional, estos niños se vieron más afectados con respecto a aquellos que no sufrieron retardo en el crecimiento.31,32En la tabla 6 no se observaron diferencias importantes respecto a la afectación por caries dental entre los niños que presentaban apiñamiento y los que no, lo que es corroborado por la prueba X2, evidenciándose la independencia de estas variables (p = 0.808). Se plantea que el apiñamiento puede ser un factor retentivo de placa dentobacteriana, pero resulta que la cariogenicidad de la misma depende de otros factores. Esto es corroborado por otros autores.33,34En la tabla 7 se observó que los pacientes que ingieren AA4D tuvieron mayor afectación con una significación estadística de p = 0.025 y 3.4 veces mayor probabilidad de enfermar. Estos resultados concuerdan con los de otros autores. 33, 34,35,36,37
La dieta cariogénica es uno de los factores promotores de la caries dental, la exposición frecuente a azúcares refinados induce a la colonización de microorganismos cariogénicos, y a mayor frecuencia de episodios acidogénicos que conducen a desmineralizaciones. 33,34,35,36,37
En la tabla 8 se presenta una alta afectación en los pacientes que ingieren AA/C teniendo una alta significación estadística de p = 0.015, lo que anticipa una probabilidad de enfermar de 3.5 veces mayor en relación a los que no lo hacen. Esto se encuentra en correspondencia con otros estudios realizados.33,34,35,36,37
Como ya fue referido, el ácido producido durante el metabolismo de los azúcares lleva a desmineralización dentaria y la ingestión fuera de las comidas, habitualmente, no es seguida de los procederes de higiene bucal, lo que favorece la acumulación de ácido y sus efectos lesivos sobre las estructuras dentarias.


CONCLUSIONES

• La prevalencia de caries dental en la población estudiada fue alta y se incrementó significativamente según el grupo de edades, sin diferencias importantes por sexo.
• Los factores relacionados con la afectación por caries dental fueron: el consumo de azúcares (=4 veces al día y entre comidas) y la presencia de superficies oclusales de riesgo.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. MASSO: El Manual de Odontología. Madrid: Díaz de Santos, 2002: 73 – 1125.
2. Minsap. Guías Prácticas de Estomatología. La Habana: Editorial Ciencias Médicas, 2003: 23 – 47.
3. Perrin N. Multivariate Examination of Caries Risk Assessment. [En línea].Actualizado 2003. Disponible en:.http://www.kpchr.org/public/dental/current.htm. [Consultado: 8 Marzo 2008].
4. Katz S., y col.: Odontología preventiva en acción. 3ra Edición. La Habana: Editorial Científico Técnica, 1982.
5. Mattos MA, Melgar RA. Riesgo de caries dental. Rev Estomatológica Herediana 2004;14(1-2) : 101 - 106.
6. Cohén B., Kramer I.R.H.: Fundamentos Científicos de la Odontología. La Habana: Editorial Científico Técnica, 1981.
7. Nicolau B, Marcenes W, Bartley M, Sheiham A.A Life course approach to assessing causes of dental caries experience: the relationship between biological, behavioral, socio-economic and psychological conditions and caries in adolescents. Caries Res 2003; 37(5):319-26.
8. Peres MA, Peres KG, Traebert J, Zabot NE, Lacerda JT. Prevalence and severity of dental caries are associated with the worst socioeconomic conditions: a Brazilian cross-sectional study among 18-year-old males. J Adolesc Health 2005; 37(2):103-9.
9. Gushi Litsue L, Soares M da C, Bighetti Forni TI, Vieira V, Seichi Wada RS, Rosário de Sousa M L. Relationship between dental caries and socio-economic factors in adolescents.J. Appl. Oral Sci 2005; 13(3):305-311.
10. Colombia, Ministerio de Salud. III Estudio Nacional de Salud Bucal- ENSAB III. Santo Fe de Bogotá: Ministerio de Salud, 1999.
11. Escobar P G, Ortiz AC, Mejía O LM, Ana Cecilia Ortiz Z. Caries dental en los menores de veinte años en Colombia: un problema de salud pública: Revista de la Facultad Nacional de Salud Pública 2003; 21(2):107-118.
12. MINSAP. Dirección Nacional de Estomatología. Programa Nacional de Atención Estomatológica Integral a la Población. Ciudad de La Habana: MINSAP, 2002.
13. World Health Organization. Oral Program Department of Noncomunicable, Oral Health. Who Collaborating Centre, Malmo: Malmo University, 2004.
14. Ortega-Maldonado M; Mota-Sanhua V; López-Vivanco JC. Oral health status of adolescents in México City. Rev Salud Pública (Bogotá) 2007; 9 (3):380-7.
15. Rivera Hermosillo, Gabriela. Dental caries and oral hygiene in adolescents. Rev. ADM nov.-dic. 2006; 63(6):231-234.
16. Delgado Angulo, Elsa K; Bernabé, Eduardo. Influence of host-related risk indicators on dental caries in permanent dentition. Acta Odontol. Latinoam 2006; 19(2):85-92.
17. Moura, Cristiano; Cavalcanti, Alessandro Leite; Bezerra, Priscilla Kelly Medeiros. Dental caries prevalence in 12-year-old schoolchildren in the city of Campina Grande, Paraíba, Brazil: a socioeconomic approach. Rev Odonto Ciênc 2008; 23(3):256-262.
18. Ferreira Ferreira E, Modena CM, Pordeus JA, Paixao HH. Test de diagnóstico: conhecendo suas propriedades e odequan da sua utilização em lesões cariosas. Rev CROMG 1999; 5(1): 11-7.
19. Sudha P, Bhasin S, Anegundi RT. Prevalence of dental caries among 5-13-year-old children of Mangalore city. 2005.[En línea]. Disponible en: http://www.jisppd.com/article.asp? [Consultado 6 febrero 2008].
20. Rodríguez Lorenzo E, Rodríguez Lorenzo C. Comportamiento de la Caries Dental en Escolares. 2004. [En línea].Disponible en: http://www.ucmh.sld.cu/rhab/articulo_rev8/ccdent.htm.[Consultado: 20 Abril 2008].
21. Joshi N, Rajesh R, Sunitha M. Prevalence of dental caries among school children in Kulasekharam village: A correlated prevalence survey. Journal of Indian Society of Pedodontic and Preventive Dentistry 2005; 23(3): 138-140. 396.
22. Skaret E, Weinstein P, Milgrom P, Kaakko T, Getz T. Factors related to severe untreated tooth decay in rural adolescents: a case-control study for public health planning. Int J Paediatr Dent 2004; 14(1):17-26.
23. MINSAP. Proyecciones de la salud pública en Cuba para el 2015. La Habana: MINSAP, 2006:7.
24. Sudha P, Bhasin S, Anegundi RT. Prevalence of dental caries among 5-13-year-old children of Mangalore city. 2005.[En línea]. Disponible en: http://www.jisppd.com/article.asp? [Consultado 6 febrero 2008].
25. Mendes Goncalves D, Caricote Lovera N. Prevalencia de Caries Dental en Escolares de 6 a 12 años de edad del Municipio Antolín del Campo, Estado Nueva Esparta, Venezuela. (2002-2003). [En línea]. 2003. Disponible en: http://www.ortodoncia.ws. [Consultado: 23 septiembre 2008].
26. Casanova-Rosado AJ, Medina-Solis CE, Casanova-Rosado JF, Vallejos-Sanchez AA, Maupome G, Avila-Burgos L. Dental caries and associated factors in Mexican schoolchildren aged 6-13 years. Acta Odontol Scand 2005; 63(4):245-51.
27. Pitts N B, Evans D J, Nugent Z J, Pine C M. The dental caries experience of 12-year-old children in England and Wales. Surveys coordinated by the British Association for the Study of Community Dentistry in 2000/2001. Community Dent Health 2002; 19: 46–53.
28. Villalobos-Rodelo JJ; Medina-Solís CE; Molina-Frechero N; Vallejos-Sánchez AA; Pontigo-Loyola AP; Espinoza-Beltrán JL. Dental caries in schoolchildren aged 6-12 years in Navolato, Sinaloa, México: experience, prevalence, severity and treatment needs. Revista Del Instituto Nacional De Salud Jun 2006; 26 (2): 224-33.
29. Galindo E M de V, Pereira J A da C, Feliciano K V de O, Kovacs MH. Prevalência de cárie e fatores associados em crianças da comunidade do Vietnã, Recife. Rev Bras Saúde Matern Infant 2005; 5(2):199-208.
30. Valera Bassalobre F, Fernandes Freire T M; Souza Valera R E de; Carneiro Mondelli J. Análise morfométrica da superfície oclusal: sua influência na prevalência de lesões cariosas. Salusvita 2005;24(2):293-308.
31. Machado Martínez M, Caravia Martín F. Evaluación del crecimiento craneofacial y del desarrollo de la dentición en niños malnutridos fetales. Rev Cubana Ortodont 1983;8(2):10-16.
32. Machado Martínez M, Caravia Martín F, Torres Herrera AE. Ritmo de crecimiento y desarrollo craneofacial en niños con malnutrición fetal. Rev Cubana Ortodont 1991;11(1):1-2.
33. Duque de Estrada Riverón J, Rodríguez Calzadilla A, Coutin Marie G, Riveron Herrera F. Factores de riesgo asociados con la enfermedad caries dental en niños. Rev Cubana Estomatol 2003; 40(2)[En línea]. Disponible en: http://bvs.sld.cu/revistas/est/vol40_2_03/est02203.htm [Consultado 15 de marzo del 2008].
34. C. Llena, L. Forner. Dietary Habits in a Child Population in Relation to Caries Experience. 2008.[En línea]. Disponible en: http://content.karger.com/ProdukteDB/produkte.asp?Aktion=ShowAbstract&ArtikelNr=154784&Ausgabe=240002&ProduktNr=224219 [Consultado: 29 marzo 2008].
35. Shelton N. What not to eat: inequalities in healthy eating behaviour, evidence from 1998 Scottish Heart Survey. J Public Health 2005; 27: 36–44.
36. Martínez Padilla, de los Ángeles Silvia; Tan Suárez, Nerys; Montes de Oca, Carmen Alonso; Más Sarabia, Maheli. Caries caused mortality associated to biologic risk factors in children. Arch. Méd. Camaguey ene.-feb 2006; 10(1). [En línea]. Disponible en: http://bases.bireme.br/cgi-bin/wxislind.exe/iah/online [Consultado el 8 abril 2008].
37. Yabao RN, Duante CA, Velandria FV, Lucas M, Kassu A, Nakamori M, Yamamoto S. Prevalence of dental caries and sugar consumption among 6-12-y-old schoolchildren in La Trinidad, Benguet, Philippines. Eur J Clin Nutr. 2005; 59(12):1429-38.