Debes activar JavaScripts para ver de forma adecuada esta web.

Página de inicio
Artículo original
Investigación Científica: su perspectiva en estudiantes de Medicina

Autores:  

Solangel Rúa Martínez.*

*
Estudiante de 2do año de Medicina.

Tutores:

Raúl Rúa Martínez *
Yaimir Estévez Miranda **
Liliana Taño Lazo ***
                     
*Especialista de I Grado en Oftalmología y Medicina General Integral. Profesor Instructor.
** Especialista de I Grado en Oftalmología y Medicina General Integral. Profesor Instructor.
***Especialista de I Grado en Medicina General Integral


RESUMEN


Objetivo: Identificar el estado de conocimiento sobre Investigación Científica en los estudiantes de la carrera de Medicina en sus dos primeros años, en la Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009.
Método: Se realizó un estudio observacional descriptivo  transversal sobre el estado de conocimiento acerca de  Investigación Científica a 100 estudiantes de primero y segundo años de Medicina. Se aplicó una encuesta conformada por 11 preguntas. Se procesó la información y se arribó a conclusiones.
Resultados: En  preuniversitario el 91% refiere haber participado en eventos científicos. Presentan conocimientos sobre las actividades científicas un 43%. La jornada, el evento, el fórum, el taller y la exposición fueron las modalidades mayormente identificadas por encima del 61%, y sin conocer las diferencias existentes entre estas un 69%. Los conocimientos sobre la metodología de Investigación Científica son insuficientes. El 19% se identifica con la revista “16 de Abril”. Se encuentran en condiciones de realizar un trabajo científico el 38% de los estudiantes.Conclusiones: La etapa preuniversitaria debe servir para la adquisición de conocimientos básicos. Existe un conocimiento insuficiente sobre las actividades científicas que se organizan, las modalidades de actividades, formas de presentación y aspectos básicos sobre metodología de la investigación. Los estudiantes no se encuentran en condiciones de realizar un trabajo de investigación satisfactorio.

Palabras clave: ciencia, investigación científica, medicina, metodología.

 

INTRODUCCIÓN

La Investigación Científica constituye un proceso de vital importancia para el hombre en su quehacer cotidiano. Esta no resulta ser una práctica de todas las personas, pues su aplicación requiere del Método Científico, para lo cual se necesita de un elevado nivel intelectual (1).
La ciencia fue en un principio ocupación limitada de las clases superiores, lo cual en su momento retardó su desarrollo, al excluir de sus tareas a las personas de clase inferior. Utilizaban el conocimiento, obtenido como resultado, para afianzar su poder. Esta situación, que a lo largo de la historia fue evolucionando, contribuyó a eliminar su carácter clasista y utilizarla a favor del pueblo en general (2). Esto trajo como consecuencia la necesidad de una mayor cantidad de personas preparadas. En la actualidad, cada día se requiere más la preparación de un mayor número de profesionales  con  elevados conocimientos y  las herramientas necesarias capaces de garantizar un adecuado desempeño en el ámbito investigativo.
La Salud Pública cubana constituye un digno ejemplo de institución productora de ciencia mediante la investigación científica. Incontables son los logros de nuestros centros de salud. Centros de salud que constituyen las unidades básicas de destino de nuestro personal graduado de las Ciencias Médicas.
En las ciencias médicas, específicamente en la carrera de Medicina, si se analiza su plan de estudio nos damos cuenta que la primera asignatura y más aproximada a la obtención de conocimientos sobre Investigación Científica que reciben los estudiantes es Informática Médica en el segundo semestre del segundo año (3). Oportuno  es señalar que en esta asignatura, obviando todos los conocimientos que nos ofrece sobre métodos estadísticos,  solo quedan recogidos en un capítulo del texto básico de la materia (4). Esto resultaría finalmente en dos cursos de nivel universitario potencialmente perdido en la formación de nuestros futuros investigadores.
Del conocimiento de todos es el gran número de actividades científicas que se realizan cada curso en los centros de educación de salud, ya sean institutos, facultades, así como sedes provinciales y municipales, espacios oportunos para desarrollar nuestro quehacer investigativo. Sin embargo.,existen inquietudes sobre estas actividades: se ha analizado el por qué de la participación tan baja de estudiantes de los primeros años de la carrera, se ha tenido en cuenta la calidad de los trabajos presentados por ellos, están realmente en condiciones de participar.
Por lo anterior surge el siguiente cuestionamiento: ¿cómo se comporta el conocimiento sobre Investigación Científica en los estudiantes de la carrera de Medicina en sus dos primeros años en la Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009?
El entorno más propicio para la generación de conocimiento es el espacio académico, nuestras universidades. Las instituciones de salud en la actualidad, a todos los niveles, integran la formación de recursos humanos, la investigación y la innovación tecnológica como vía para perfeccionar la organización y atención en salud. Brindemos nuestro aporte garantizando la formación de los estudiantes con una conciencia científica desde el inicio de su vida universitaria.El desarrollo científico-técnico requiere de una comunicación del proceso científico-investigativo cada vez más eficiente, recabando a su vez una participación más activa de los profesionales de la salud en eventos que propendan a una elevada cultura científica (5).


OBJETIVOS


General:


Identificar el estado de conocimiento sobre Investigación Científica en los estudiantes de la carrera de Medicina en sus dos primeros años, en la Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009

Específicos:

Determinar antecedentes de actividad científica preuniversitaria.

Identificar conocimiento actual de los eventos científicos convocados por el centro de estudio.

Determinar conocimiento sobre las modalidades de actividad científica y las diferentes formas de presentación en las mismas.

Determinar conocimientos básicos sobre la Metodología de la Investigación Científica.

Identificar el conocimiento de la existencia de la publicación de los estudiantes de las Ciencias Médicas, así como los trámites de los artículos científicos.

Identificar apreciación personal de su capacidad para la participación en una actividad científica con calidad.


DISEÑO METODOLÓGICO

Se realizó un estudio observacional descriptivo de corte transversal del estado de conocimiento acerca del proceso de  Investigación Científica.
El universo estuvo conformado por 150 estudiantes que constituyen la totalidad de la matrícula de primero y segundo años de la carrera de Medicina en la Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009.
La muestra quedó constituida por 100 estudiantes seleccionados por medio de un muestro aleatorio simple, procedentes de los 4 policlínicos universitarios donde se encuentran distribuidos.
La investigación fue realizada con el cumplimiento de los cuatro principios éticos. A todos los estudiantes se les explicó en qué consistía la investigación permitiéndoles su consentimiento informado, que se recogió de forma oral.
El instrumento empleado en la investigación fue una encuesta (anexo 1), conformada por un total de 11 preguntas de las cuales algunas presentaban incisos. Se aplicó de forma individual a cada estudiante en su policlínico. La información se procesó mediante el método de palotes y el uso de calculadora. La confección del trabajo investigativo fue realizada en Microsoft Word. En la discusión e interpretación de los resultados obtenidos se utilizó la bibliografía actualizada encontrada y otros estudios consultados. Se realizó la construcción de tablas de frecuencias y se utilizaron medidas de resumen  por cientos y valores absolutos.

RESULTADOS

De preuniversitario proceden 91 estudiantes para un 91%, de PRE militar proceden 2 estudiantes para un 2%, del Curso de Superación procede 1 estudiante para un 1% y de la ESPA proceden 5 estudiantes para un 5% y de concurso procede 1 estudiante para 1%.Con relación a la participación de estudiantes en eventos científicos solo 46 de estos, que representan un 46%  participaban y los 54 restantes que representan un 54% no lo hacía.
 
De estos 46 estudiantes que refieren haber participado en actividades científicas en preuniversitario, lo hicieron con un promedio de 7 trabajos.El número de estudiantes con conocimiento sobre eventos científicos  es de 43 que representa un 43% y 57 estudiantes para un 57% no tienen conocimientos sobre estos eventos.Tabla No. 1 Proporción de estudiantes según identificación de las modalidades de actividades científicas. Primero y segundo años de la carrera de Medicina, Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009.

Modalidad
SI No
No. % No. %
Congreso 39 39 61 61
Fórum 64 64 36 36
Taller 63 63 37 37
Convención 36 36 64 64
Evento 65 65 35 35
Reunión 13 13 87 87
Coloquio 23 23 77 77
Simposio 30 30 70 70
Feria 38 38 62 62
Exposición 62 62 37 37
Jornada 65 65 35 35
Encuentro 38 38 62 62
.Solo 31 estudiantes que representan un 31% tenían conocimientos sobre las diferencias  entre las actividades científicas antes señaladas y los restantes 69  no tenían conocimiento acerca de las diferencias entre estas.Resultado No. 2 Proporción de estudiantes según identificación de las modalidades de presentación de investigaciones científicas. Primero y segundo años de la carrera de Medicina, Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009.  

Modalidad
SI No
No. % No. %
Tema libre 65 65 35 35
Simposio 20 20 80 80
Panel 22 22 78 78
Póster 33 33 67 67
Mesa redonda 37 37 63 63
Fotografía científica 63 63 37 37
Video científico 65 65 35 35
Producto terminado 14 14 86 86
La proporción de estudiantes con conocimientos sobre modalidades de presentación son 28 para un 28% con conocimiento de estas y 72 para un 72% que no tenían conocimiento alguno de estas modalidades
Fuente: Encuesta.Tabla No. 3 Proporción de estudiantes según conocimiento sobre la investigación científica. Primero y segundo años de la carrera de Medicina, Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009.

Conocimiento
SI No
No. % No. %
Clasificación de la investigación 16 16 84 84
Organización de la estructura 7 7 93 93
Acotación de las Referencias bibliográficas 32 32 68 68
Normas de Vancouver 10 10 90 90
Planilla de evaluación 18 18 82 82
Tabla No. 4 Proporción de estudiantes según conocimiento sobre la publicación científica. Primero y segundo año de la carrera de Medicina, Sede Universitaria Municipal de Ciencias Médicas de Pinar del Río. Curso 2008-2009.

Conocimiento
SI No
No. % No. %
Identificación  de la publicación 19 19 81 81
Mecanismo de envío y publicación 18 18 82 82
.Los estudiantes que tenían condiciones para realizar y presentar una investigación científica  fueron  solo 38 para un 38% y los restantes 62 para un 62% no tenían estas condiciones..


DISCUSIÓN


Se realizó una búsqueda sobre el tema en Internet, así como en bibliotecas y no se encontró trabajo que tuviera similitud con  este,  para poder establecer comparaciones.
La cantidad de estudiantes según el centro de procedencia se comporta de acuerdo al otorgamiento de plazas de ingreso a la especialidad en los años analizados.
En la  etapa preuniversitaria la realización de actividades científicas no es la adecuada, así como la cantidad de estudiantes que participan en las mismas. Se destaca la orientación de trabajos prácticos por determinadas asignaturas, aunque los mismos generalmente se limitan a búsquedas bibliográficas sobre temas específicos.
Resaltamos con valores aproximados a la  mitad de los estudiantes encuestados el conocimiento de estos sobre los eventos científicos convocados por los centros de estudio e instituciones de salud donde se encuentran. Es importante elevar estas cifras en lo cual juega un papel importante la FEU, como las vicedirecciones de docencia, investigación y extensión universitaria. La información que se brinde debe de ser oportuna ofreciendo la posibilidad de un tiempo adecuado para la preparación personal en base al evento a participar. Evitar el hecho de enterarse el día antes y a veces no presentar un trabajo con la calidad requerida. Aun así debemos estimular a estos últimos que se arriesgan.
Es de gran utilidad el dominio de los términos a la hora de crear y nombrar una actividad científica, dado que según la clasificación de los eventos se puede saber de forma general de qué se trata y la organización del mismo (5). Es una herramienta importante que posee el organizador para evitar la denominación incorrecta de determinados eventos. Otro punto a destacar es que la mayoría de estas actividades, producto del vertiginoso desarrollo de las nuevas tecnologías pueden tener la vertiente virtual, además de la presencial y ser  dinámicas  en su concepción  a tono con el desarrollo científico-técnico.
De manera equivocada tendemos generalmente a catalogar todo como “jornada o evento”; por esto, constituyen junto al fórum, exposición y taller las más identificadas. La situación económica del país junto a la política de ahorro con una menor disponibilidad de recursos hace que en ocasiones juntemos y desarrollemos simultáneamente varios eventos. No consideramos que esta situación pueda atentar desde el punto de vista científico con la calidad de los mismos siempre y cuando la comisión organizadora y científica tenga presente los puntos en común, así como las individualidades de cada actividad.
 
Debemos poner en práctica otras modalidades de actividad con el fin de educar a nuestros estudiantes en una cultura científica. Así logramos se encuentren identificados con las demás permitiendo el conocimiento de las diferencias existentes entre estas. Garantizando un nivel superior en la investigación científica.
Las modalidades de presentación pueden ser variadas y actualmente con el uso  de las nuevas tecnologías se han incrementado y diversificado, asumiendo formas y formatos, en algunos casos con mayores requerimientos y complejidad técnica. Fueron señaladas principalmente el tema libre, la fotografía científica y el video científico. En el caso de las dos últimas se infiere que su gran selectividad coincide con el calificativo de “científico” que se les pone en su denominación. Tanto la fotografía como el video científico son de recién desarrollo en el país tomando papel protagónico en eventos convocados por Infomed, como es el caso de Video Salud con periodicidad anual (6).
El póster, tradicionalmente, y por sus características propias requiere de recursos con los que a veces no contamos, lo cual ha atentado en su selección a la hora de presentar resultados de investigaciones, pero esto se ha resuelto  con la llegada del póster digital, variante en la cual solo requerimos de un medio de reproducción del mismo para su exposición, por lo que ha vuelto a ser elección privilegiada e incluida en eventos científicos de salud (7).
El caso de las otras modalidades de presentación quedan  rezagadas por su complejidad, además del poco conocimiento sobre cada una en particular.
 Todo lo anterior pierde garantía si el estudiante no tiene como base el conocimiento de cómo realizar una investigación científica de calidad. Al examinar este punto en la encuesta se tomaron cuestiones generales sobre la clasificación y estructura de la investigación, no obstante,  se obtuvo muy bajo índice de certeza. Debemos tener en cuenta la diferencia existente entre los que refieren el conocimiento de la acotación de las referencias bibliográficas y la existencia de las normas de Vancouver (8).
En eventos científicos de carácter competitivo se hace frecuente  el uso de Guías de Evaluación de los trabajos presentados, así como su defensa, las cuales emiten una puntuación que determina la calidad y resultado. Esto juega un papel importante al evaluar de forma integral las investigaciones, pues a veces escuchamos una defensa magnífica y cuando leemos el trabajo quedamos decepcionados y viceversa. Este instrumento ganaría mayor validez si estuviese en manos de los estudiantes con tiempo previo, pues serviría también como guía para la preparación del trabajo y exposición del mismo, no resultando de esta forma en los estudiantes encuestados.
La Revista “16 de Abril” constituye el órgano oficial de los estudiantes de las Ciencias Médicas de Cuba y fue fundada en 1961. Comenzó en un principio con una tirada impresa la cual se vio afectada y actualmente se consulta en línea como una publicación digital con reconocido prestigio internacionalmente. Es una revista dirigida y editada por estudiantes de Ciencias Médicas ayudados por algunos profesionales en la materia (9).
Contrariamente esta revista no es identificada por los estudiantes encuestados. Al no ser identificada, menos conocen sobre el envío y publicación de artículos en la misma.
El proceso de Investigación Científica se divide en varias etapas. Tenemos preconcebido como última etapa la confección del informe final y su presentación, siendo esto un error. Toda Investigación Científica no está terminada hasta que se logra la publicación de sus resultados y la introducción de sus logros en la práctica social (1). Debemos incentivar el incremento de las publicaciones de los estudiantes desde inicios de la carrera.
Al final después de la autovaloración individual de los conocimientos sobre el tema son pocos los que refieren encontrarse en condiciones de realizar y presentar un trabajo en un evento científico.
Debemos incentivar la preparación científica en nuestros estudiantes desde el preuniversitario para que puedan afrontar los retos científicos de la vida universitaria. Aumentar la divulgación a tiempo de variadas actividades científicas, así como de las formas de presentación mediante la publicación de convocatorias en lugares estratégicos. Ofrecer cursos de superación extracurriculares sobre Metodología de la Investigación Científica en los primeros años de la carrera. Lograr la identificación y coordinación con el colectivo de la Revista “16 de Abril”,  así como con otras publicaciones médicas territoriales o nacionales para la publicación de artículos científicos.
Para reflexionar sobre la importancia de todo lo anterior, concluimos con la cita del más brillante investigador cubano del siglo XX, Fidel Castro Ruz, pues sin lugar a dudas el mayor proyecto de investigación, el más importante experimento social, el más trascendental cambio de nuestra historia lo constituyó la Revolución y su labor transformadora (10):“El futuro de nuestra patria tiene que ser necesariamente un futuro de hombres de ciencias, tiene que ser un futuro de hombres de pensamiento, porque precisamente es lo que más estamos sembrando; son oportunidades a la inteligencia,… Inteligencias que hoy se incorporarán a la cultura y a la ciencia, porque para eso estamos convirtiendo las fortalezas en escuelas, para eso estamos construyendo Ciudades Escolares, para eso estamos llenando la isla de maestros para que en el futuro la Patria pueda contar con una pléyade brillante de hombres de pensamiento, de investigadores y de científicos”(11).

CONCLUSIONES


La etapa preuniversitaria debe servir de preparación y adquisición de conocimientos básicos sobre la actividad investigativa.
Existe un conocimiento insuficiente sobre las actividades científicas organizadas por los centros de estudio.
Se deben diversificar las modalidades de actividades científicas, así como brindar la participación mediante diferentes formas de presentación, garantizando el conocimiento de las mismas.
No se presentan conocimientos básicos sobre metodología de la investigación científica suficientes para afrontar una investigación.
Lograr una identificación con la Revista “16 de Abril”, como medio de publicación de los resultados obtenidos, según sus normas.
Los estudiantes no se encuentran en condiciones de realizar un trabajo de investigación satisfactorio para la participación en una actividad científica. .


REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICA

1. Bayarre Vea H, Oliva Pérez M, Horsford Saing R, Ranero Aparicio V, Coutin Marie G, Díaz Llanes G. Libro de Texto Metodología de la Investigación en APS. 1ra ed. Ciudad de la Habana: ECIMED; 2004.
2. Núñez Jover  J, Macías Llanes ME. Reflexiones sobre Ciencia, Tecnología y Sociedad. 1ra ed. Ciudad de la Habana: ECIMED; 2007.
3. Dar Vida [Página principal]. Plan de estudio de la carrera de medicina [consultado: 7 de mayo de 2009]. Disponible en: http://www.darvida.sld.cu/plan_clases.html#Inicio  
4. Torres Delgado JA, Rubén Quesada M, Bayarre Vea H, Garría Sarría EP, Pría Borras MC, Gran Álvarez M, et all. Informática Médica Tomo 2. 1ra ed. Ciudad de la Habana: ECIMED; 2004.
5. Pérez Tejeda A, Rúa Martínez R, Huerto Marimón ME, Blanco Aspiazu MA. Actividad Científica en Salud. 1ra ed. [en imprenta]. Ciudad de la Habana: ECIMED; 2009.
6. Video Salud 2008 [Página principal]. [consultado: 4 de mayo de 2009]. Disponible en: http://videosalud2008.sld.cu/ 
7. Facultad Cubana de Oftalmología [Página principal]. [consultado: 4 de mayo de 2009]. Pérez Tejeda A, Rúa Martínez R, Huerto Marimón ME, Blanco Aspiazu MA. Manual para la Preparación de actividades científicas en las Ciencias de la Salud. Disponible en: http://www.sld.cu/galerias/pdf/sitios/oftalmologia-fac/proyecto_metodoligo.pdf
8. Biblioteca Virtual de Salud [Página principal]. ICMJE. Normas de Vancouver 2007. [consultado: 5 de mayo de 2009]. Disponible en: http://bvs.sld.cu/revistas/recursos/Vancouver%202007.pdf
9. Revista 16 de Abril [Página principal]. [consultado: 8 de mayo de 2009]. Disponible en: http://www.16deabril.sld.cu/
10. Lagar Quintero R, Crespo Toledo E, Castillo Estrella T. La Revolución Cubana, Fidel y la Ciencia. Revista Científico Pedagógica Mendive (11). Disponible en: http://www.pr.rimed.cu/sitios/Revista%20Mendive/Num11/3.htm
11. Cuba Gobierno [Página principal]. [consultado: 10 de mayo de 2009]. Discursos del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz. Disponible en: http://www.cuba.cu/gobierno/discursos/1960/esp/f150160e.html