Debes activar JavaScripts para ver de forma adecuada esta web.

Página de inicio
Reportaje
De  la tecnología moderna… curiosos hallazgos

Por Magali González Camacho
:  


Un estudio del Instituto Nacional sobre el Envejecimiento (INE) de los Estados Unidos de Norteamérica y la Universidad de Harvard, confirma resultados de investigadores franceses acerca de los efectos beneficiosos del Resvératrol, un componente del vino tinto. Este planteamiento forma parte de los hallazgos obtenidos en los últimos 10 años en Francia, referidos al bajo nivel de enfermedades cardiovasculares de sus pobladores, a pesar del alto consumo de grasas animales (“paradoja francesa”).

Todo parece indicar que ese componente del vino tinto, un polifenol extraído de la cáscara de las uvas, durante la fermentación y maceración del mosto, tiene varios efectos positivos para la salud. El Resvératrol, según su estudio en ratones, retrasa los efectos del envejecimiento, mejora las funciones cardiovasculares afectadas por la edad y la obesidad, reduce los niveles de colesterol, la inflamación del corazón y los niveles de triglicéridos.

En Georgia, un equipo de ingenieros del Instituto de Tecnología desarrolló un sistema controlado por la lengua que permite a las personas con discapacidad severa, operar una silla de ruedas eléctrica y realizar diferentes tareas.
Este dispositivo podría revolucionar el campo de la Tecnología, al contribuir a que los individuos con discapacidades severas , como los que presentan una lesión en la médula espinal de alto nivel, vuelvan a tener una vida activa, independiente y  productiva. Los usuarios del  sistema controlado por la lengua tienen un pequeño imán (del tamaño de un grano de arroz), adherido a ese órgano mediante un implante, una perforación o  un  adhesivo tisular. Sensores de campo magnético instalados en un juego de auriculares, en el exterior de la boca, o en un aparato dental en el interior de la misma, detectan el movimiento del rastreador magnético adherido. Estos datos de movimiento se transmiten a una computadora portátil en la ropa del paciente o la silla de ruedas.
El sistema puede programarse para reconocer movimientos específicos de la lengua del usuario, según su capacidad, anatomía oral, preferencia personal y estilos de vida.

Fuente bibliográfica
: Dpto. de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.
Agencia Latinoamericana de Noticias, Prensa Latina.
Ciudad de La Habana, 2009.