ARTÍCULO ORIGINAL

 

MALTRATO INFANTIL EN FAMILIAS DE LA COMUNIDAD RURAL OSVALDO SÁNCHEZ

 

Autores:
Yarisleidy Martínez Milián1.          
William Pérez Vasallo2.

 

Tutor:
Dr. Carlos Manuel Rodríguez Aguiar3.

 

Asesor:
Lic. Mayelín Rodríguez Pino4.

 

1Estudiante de 5.o año de Medicina.
2Estudiante de 5.o año de Medicina.
3Especialista de 1.er Grado en Psiquiatría Infanto-Juvenil. M.Sc. en Sexualidad. Profesor Asistente.
4Lic. en Psicología y Enfermería. M.Sc. en Longevidad Satisfactoria. Profesor Instructor.

 

RESUMEN
Se realizó un estudio observacional, descriptivo y transversal, con el objetivo de evaluar el conocimiento sobre maltrato infantil en familias de la comunidad rural Osvaldo Sánchez, pertenecientes al Policlínico Docente “Marta Martínez Figuera”, del municipio Güines, provincia La Habana, durante los meses de septiembre a noviembre del año 2009. La muestra estuvo constituida por 102 familias. Se procesó la información a partir de una base de datos confeccionada al efecto y se utilizó como método estadístico el cálculo de frecuencias absolutas y relativas de los eventos observados. Se demostró que las familias estudiadas reconocen como maltrato infantil las formas que sugieren daño corpóreo o agresión física. La ingestión de alcohol, así como los conflictos entre convivientes constituyen manifestaciones que alteran el funcionamiento familiar. Las familias reconocen que son las figuras parentales, fundamentalmente las madres, las personas que con mayor frecuencia ejercen la violencia contra el niño, así como se demuestra la existencia de condiciones inherentes al niño y sus padres que los hacen más vulnerables al maltrato.

Palabras claves:violencia, maltrato infantil, familia.

 

INTRODUCCIÓN

La violencia constituye uno de los principales motivos de muerte en el mundo; es también una de las causas primordiales de incapacidades y de años potenciales de vida útil perdidos, y es inconmensurable su efecto sobre la salud mental de los diversos grupos humanos. Su magnitud hace que se le considere uno de los problemas vitales de salud que demanda la intervención de múltiples sectores de la sociedad. (1) Provoca elevada mortalidad y en algunos países aparece entre las principales causas de muerte. (2)
Está presente en la mayoría de las sociedades, pero a menudo no es reconocida y se acepta como parte del orden establecido; se ha convertido en un mal cotidiano, se ve como ¨algo normal¨. Está presente en casi todas las sociedades latinoamericanas contemporáneas y es capaz de generar víctimas de las más distintas características sociales. (3)
La violencia es un tema de actualidad, que obliga a la reflexión. Es multifactorial, pues responde a diversos y diferentes factores: individuales, biológicos, comunitarios y sociales; es poliexpresiva, tanto en lo que se refiere a su modo de aparecer y actuar, como por sus consecuencias.
La violencia familiar o doméstica es un problema social que afecta hoy a millones de seres humanos en todo el mundo, cuyas principales víctimas suelen ser las mujeres y los niños, se han convertido en un problema importante y mayor de salud. Estudios realizados demuestran que la violencia intrafamiliar es considerada como una forma de violencia social y expresión de las relaciones sociales que acontecen a nivel particular. (4)
Indudablemente es un fenómeno que forma parte de nuestra vida cotidiana; es una presencia que en ocasiones no notamos, pero que influye en nuestras experiencias diarias. Cuesta trabajo creer que pueda producirse violencia en la familia, probablemente por eso este problema ha sido ignorado o negado durante bastante tiempo. (5)
Durante los últimos 5 años se han desarrollado diversas investigaciones para diagnosticar la presencia de violencia intrafamiliar en nuestra comunidad, lo que ha demostrado que:

  • Padres y madres no son conscientes de que viven relaciones de violencia intrafamiliar, ya que la relacionan con concepciones tradicionales de educación.
  • No conocen acerca de la violencia, la relacionan solo con hechos cruentos, con lesiones físicas y no reconocen la violencia psicológica o emocional.
  • La presencia de estereotipos sexistas, roles tradicionales que sobrecargan a la mujer con las labores del hogar, el cuidado y atención de los niños y ancianos, así como la incorporación al trabajo social sin que el hombre asuma compartir las responsabilidades domésticas.
  • Se manifiesta agresión verbal en las parejas más jóvenes y de menos tiempo de convivencia. (6)

Una de las formas más frecuentes de violencia lo constituye sin dudas, el maltrato hacia el niño y/o adolescente. Representa en la actualidad, un problema social y de salud que debemos estudiar por su magnitud y trascendencia. (7)
El Síndrome de Maltrato Infantil es un fenómeno complejo de la sociedad conocido desde hace siglos, pero con características especiales en la etapa actual, puesto que puede envolver a cualquier grupo socioeconómico en mayor o menor intensidad, y resultan las familias desposeídas las más afectadas.
Se define como toda agresión producida al niño por sus padres, hermanos, familiares u otros con la intención de castigarlo y hacerle daño. Hay maltrato también cuando no se atienden las necesidades del niño: alimentación, salud, protección, afecto y cuidado. (8)
El maltrato infantil no es un hecho, un acontecimiento aislado, sino que es un proceso que viene determinado por la interacción de varios factores: sociales, familiares, del propio niño, entre otros. (9)
Los distintos actos violentos se producen en varias direcciones: de hombre a mujer, así como de adultos a infantes en tanto expresión de la falta de preparación de los padres y madres para el cuidado y la educación de los hijos. Los más pequeños se convierten en depositarios de la ignorancia, la irritabilidad, la impaciencia y las insatisfacciones de los mayores.
La cultura de los pueblos está llena de tradiciones sobre la forma de “educar” a los hijos, dentro de estas tienen especial significación la forma de mantener la disciplina, la manera de sancionar las faltas, el modo de expresar el efecto. No es fácil convencer a los padres de que estas tradiciones en las cuales fueron educados, pueden ser dañinas para sus hijos. Frases como “así me educaron a mí y mírame bueno y sano” se hacen ley, encubren, justifican el efecto negativo que producen estos modos de relación. (10)
Se reconocen dos grandes grupos de maltrato infantil:

  • Forma general
  • Forma particular

Desde luego ambos grupos están interconectados, porque inciden en la estabilidad de la familia, en los aspectos económicos, sociales, psicológicos, culturales y organizativos.

Forma general de maltrato infantil

Son los que afectan a grandes núcleos de la población en un país o una comunidad. En estos grupos influyen problemas tan graves en la calidad de la vida y en la supervivencia que se hace necesario crear proyectos de largo alcance que brinden opciones mejores a la familia, en particular a la mujer y al niño. Sus expresiones principales son:

  • La pobreza
  • Insuficiencia médico- sanitaria
  • Analfabetismo
  • Insuficiencia educacional
  • Deterioro del sistema ecológico y medioambiental
  • Drogadicción, entre otros

Formas particulares de maltrato infantil

Se corresponde con núcleos familiares con características especiales dentro de la comunidad, en los cuales los niños son las víctimas principales. Son familias disfuncionales o padres desajustados que no se adaptan socialmente. En ellos son frecuentes los conflictos maritales, nivel escolar bajo, el alcoholismo y los conflictos divergentes con el resto de la familia.

Dentro de sus principales formas de presentación se encuentran:

  • Síndrome de abuso físico
  • Síndrome de niños sacudidos
  • Síndrome de negligencia física y emocional
  • Síndrome de abuso sexual
  • Síndrome de Munchausen por poder.
  • Síndrome de intoxicación no accidental
  • Síndrome de intoxicación alcohólica
  • Síndrome de muerte súbita. (11)

El Doctor Cristóbal Martínez Gómez, eminente psiquiatra cubano plantea las siguientes formas de presentación:

  • Maltrato físico: acto donde se cause efecto de daño o maltrato en lo que se refiere a la naturaleza corpórea o constitución de otras personas. En caso extremo se puede producir lesiones que causen la muerte.
  • Maltrato psicológico: acto por medio de la palabra o acciones extraverbales que causen efectos de daño, maltrato o abuso a otra persona. Constituye un maltrato sutil, inadvertido, por tan criminal como el maltrato físico.
  • Maltrato por descuidos o negligencias: incluye acciones u omisiones del padre, madre u otras personas dirigidas a no satisfacer las necesidades básicas del niño, teniendo la posibilidad de hacerlo.
  • Abuso sexual: acto en la que una persona en relación de poder y a través de la fuerza física, coacción o intimidación obliga a un menor a que ejecute un acto sexual en contra de su voluntad. (Cuando un adulto o adolescente usa su poder sobre un niño o niña para establecer una actividad de tipo sexual.
  • Síndrome de Munchausen (Maltrato por poder): Se caracteriza porque el maltratador, generalmente la madre, agrede a su hijo mediante otra persona (el médico), simula y describe síntomas o signos falsos provocados, obligando a hospitalización, exploraciones y tratamiento innecesarios que a veces ponen en peligro la vida del niño. (12)

En nuestro país no era habitual hablar del maltrato infantil, este era considerado solo como la falta de atención a los niños resultado de un fenómeno puramente social. Parece lógico desde este ángulo de análisis el no tratamiento sociológico-teórico acerca del tema, bajo los argumentos de que  nuestro gobierno dedica cuantiosos recursos para garantizar salud, educación y alimentación adecuadas a nuestra infancia, aún bajo las políticas de bloqueo por parte del gobierno de los EE.UU.
En relación con lo planteado en los párrafos precedentes, nos decidimos a realizar esta investigación que plantea el siguiente problema científico: ¿Cuál será el conocimiento que sobre maltrato infantil tienen las familias de la  comunidad rural Osvaldo Sánchez de nuestra localidad?
De todo lo anterior, se deduce la necesidad de instrumentar estrategias encaminadas a disminuir o reducir los efectos a corto y a largo plazo, que determinan estas manifestaciones y sus consecuencias en niños y niñas de nuestra comunidad.
Nuestro país interesado en que los niños crezcan sanos tanto desde el punto de vista físico como psíquico, aborda esta problemática de salud de forma multidisciplinaria y con carácter intersectorial. Desentrañar las diversas formas que adopta el maltrato hacia los niños constituye una de las prioridades esenciales de nuestro Sistema Nacional de Salud y quién mejor que nuestros profesionales para dedicarse a esta  difícil  tarea.

 

OBJETIVOS 

Objetivo General
Describir el conocimiento sobre maltrato infantil en familias de la comunidad rural Osvaldo Sánchez del Municipio de Güines durante los meses de septiembre  a noviembre del 2009.

Objetivos Específico

  • Identificar manifestaciones que se valoran por las familias como maltrato hacia el niño.
  • Describir condiciones en el medio familiar que se relacionan con la violencia.
  • Identificar las personas que con mayor frecuencia ejercen el maltrato hacia el niño.
  • Describir condiciones inherentes al niño y sus padres que favorecen el maltrato.
  • Determinar los tipos de maltrato infantil que reconocen las familias.

 

DISEÑO METODOLÓGICO

Se realizó un estudio observacional, descriptivo y transversal, con el objetivo de evaluar el conocimiento sobre maltrato infantil en familias de la comunidad rural Osvaldo Sánchez, pertenecientes al consultorio No. 3 del Policlínico Docente “Marta Martínez Figuera”, del Municipio Güines, Provincia La Habana, durante los meses de septiembre a noviembre del 2009.
Población: Constituida por 102 de familias que pertenecen al consultorio No. 3
Las cuales constituyen el 100% de los núcleos familiares que atiende dicho consultorio.
Los datos fueron recogidos mediante una planilla recopiladora de datos que se le aplicó a un miembro de cada núcleo familiar (padre/madre o tutor) y cuenta con 7 preguntas que nos ayudó a dar salida a los objetivos propuestos (Anexo 1).
Se le solicitó el consentimiento informado al familiar entrevistado a participar en la investigación, garantizando durante todo el tiempo su anonimato (Anexo 2). Se tuvieron en cuenta además, los cuatro principios básicos de la ética y cómo se manifiestan estos en la muestra estudiada.
Se procesó la información a partir de una base de datos confeccionada al efecto (Sistema Excel de Microsoft Office) y se utilizó como método estadístico el cálculo de frecuencias absolutas y relativas de los eventos observados.
Los recursos materiales y humanos están disponibles en nuestro municipio y no constituyen gran costo de recursos.

 

RESULTADOS

En la tabla 1 se demuestra que las familias estudiadas reconocen diferentes manifestaciones que constituyen maltrato hacia el niño, siendo significativas sus respuestas con relación a que los golpes, sacudir fuertemente al niño, así como tener relaciones sexuales con un menor constituyen formas frecuentes de maltrato infantil, o sea de forma mayoritaria, las familias reconocen aquellas formas de maltratos que sugieren daño corpóreo o agresión física.

Tabla 1: Manifestaciones de maltrato infantil que reconocen las familias estudiadas

Manifestaciones de maltratos

No. de respuestas

%

Golpes y/o castigos físicos

99

97,06

Relaciones sexuales con un menor

97

95,10

Sacudir fuertemente al niño

94

92,16

Crearle sentimientos de culpa

88

86,27

Gritos, ofensas verbales

87

85,29

Intimidar o crearle miedo al niño

66

64,71

Películas o cintas de video no acordes a su edad

65

63,73

No darle cariño y/o comprensión.

63

61,76

No llevarlo al médico cuando esté enfermo

61

59,80

No tener en cuenta criterios o decisiones del menor.

58

56,86

No preocuparse por su aseo, alimentación o cuidados

57

55,88

La maestra le grita al niño

56

54,90

 

Al analizar las respuestas de las familias con relación a diversas condiciones que en el medio familiar se relacionan con violencia, se puede observar en la tabla 2, que en un alto porciento de sus respuestas plantean que los conflictos y la agresión entre sus convivientes, así como la presencia de un familiar alcohólico entre los miembros del núcleo familiar, constituyen elementos fundamentales que generan violencia dentro del marco familiar.
Sin embargo, otras condiciones como: Dificultades en la comunicación familiar, bajo nivel cultural del grupo familiar, pobres ingresos económicos, hacinamiento, así como deficientes condiciones higiénico-sanitarias se reconocen por las familias  en menor cuantía.

Tabla 2: Condiciones en el medio familiar que se relacionan con violencia, en las familias estudiadas

Condiciones o situaciones

No. de respuestas

%

Ingestión de alcohol en algún miembro de la familia

94

92,16

Conflictos y /o agresión entre convivientes

90

88,24

Dificultades en la comunicación entre los miembros de la familia

60

58,82

Muchos convivientes (hacinamiento)

43

42,16

Bajo nivel cultural del grupo familiar

37

36,27

Presencia de un familiar con trastornos psiquiátricos

36

35,29

Malas condiciones higiénico sanitarias

32

31,37

Pobres ingresos económicos del núcleo familiar

25

24,51

 

En la tabla 3 se demuestra que son los padres, fundamentalmente las madres, las personas que con mayor frecuencia ejercen el maltrato contra el niño.

Tabla 3: Personas que con mayor frecuencia ejercen maltratos a los niños, en las familias estudiadas

Personas que producen maltratos

No. de respuestas

%

Madre

77

75,49

Padre

69

67,65

Padrastro/madrastra

54

52,94

Maestros

24

23,53

Vecinos

9

8,82

Abuelos

8

7,84

 

En la tabla 4 se evidencian las diversas condiciones inherentes al niño que favorecen el maltrato. En este sentido las familias consideran que los niños hipercinéticos, así como los niños rebeldes a la disciplina son más propensos a sufrir maltratos que entorpecen su desarrollo normal.

Tabla 4: Condiciones inherentes al niño que favorecen el maltrato, en las familias estudiadas

Condiciones

No. de respuestas

%

Niños muy inquietos

93

91,18

Rebeldes a la disciplina

92

90,20

Niños con trastornos en su aprendizaje

63

61,76

Niños de embarazos no deseados

61

59,80

Niños que no cumplen con las expectativas de sus padres

60

58,82

Retrasados mentales

19

18,63

Niños con discapacidades físico-motoras

15

14,71

Niños con enfermedades crónicas

14

13,73

 

En la tabla 5 se demuestran las diversas condiciones inherentes a los padres que favorecen el maltrato hacia el niño. En este sentido, las familias encuestadas refieren en un alto porciento de sus respuestas que la presencia de un progenitor alcohólico, así como el divorcio son factores que propician la violencia contra el menor.

Tabla 5. Condiciones inherentes a los padres que favorecen el maltrato hacia el niño en las familias estudiadas

Condiciones

No.  de respuestas

%

Alcoholismo en alguno de los padres

98

96,08

Padres separados (divorcio)

82

80,39

Comportamiento inmoral de los padres

63

61,76

Padres maltratados cuando niños

59

57,84

Padres sin vínculo laboral o de estudio

58

56,86

Bajo nivel cultural de los padres

41

40,20

Padre/madre con trastornos psiquiátricos

41

40,20

Padres con mucha presión de trabajo

36

35,29

Otros

31

30,39

 

Al analizar las diferentes formas de maltrato infantil que reconocen las familias, se puede observar en la tabla 6 cómo de forma mayoritaria plantean el maltrato físico y al abuso sexual a menores, como las formas o tipos de maltrato infantil más frecuentes.
Sin embargo, otras formas de maltratos no son ampliamente reconocidas por las familias estudiadas o lo hacen en menor cuantía.

Tabla 6: Formas de maltrato infantil que reconocen las familias estudiadas  

Formas o tipos de maltrato infantil

No. de respuestas

%

Maltrato físico

98

96,08a

Abuso sexual a menores

91

89,22a

Psicológico y/o emocional

76

74,51b

Institucional o educacional

53

51,96c

Cine o medios de comunicación como forma de maltrato

35

34,31d

Negligencia u omisión

30

29,41d

 

En la tabla 7 se observa cómo las familias estudiadas reconocen de forma minoritaria la presencia de maltrato hacia el niño. De un total de 102 familias encuestadas solo 37 (36,27%)  reconocen la existencia en su núcleo familiar.

Tabla 7: Presencia de maltrato infantil en las familias estudiadas

Presencia de maltratos

No. de respuestas

%

No

65

63,73

37

36,27

Total

102

100

 

DISCUSIÓN

Investigaciones realizadas plantean que la violencia doméstica o intrafamiliar constituye uno de los rasgos más comunes de los hogares del Tercer Mundo.  Esta afirmación está profundamente justificada, pues en buena medida en las relaciones intrafamiliares se reflejan las tensiones e insatisfacciones provocadas por un macroambiente hostil e infrahumano. Las conductas agresivas sustituyen a los mecanismos y habilidades sociales.
Los castigos y las actitudes violentas hacia niños y niñas influyen de modo negativo en su formación. La presencia de estos factores constituye un riesgo para el desarrollo de los infantes. (13)
En realidad se desconoce la magnitud real de este grave problema. Sin embargo, independientemente del número de casos, el hecho de que un niño sea maltratado, sea por desconocimiento, por omisión, por desidia o por pura maldad, es algo que nos debe preocupar y hacernos tomar medidas apropiadas, oportunas y necesarias para evitar los daños que implica, y promover un trato sano que produzca futuras generaciones felices y satisfechas. (14)
El maltrato infantil responde a un fenómeno complejo y multicausal. Varios factores (culturales, de género, económicos y sociales) contribuyen a que un niño sea maltratado en su núcleo familiar paradójicamente por las personas que supuestamente deben protegerlo, propiciarle cariño y seguridad. (15)
La mujer cubana actual enfrenta barreras que limitan sus potencialidades, y aunque este aspecto de la violencia no constituye nuestro objetivo de estudio, es una realidad evidente que muchas mujeres son violentadas en diferentes contextos y escenarios. Las presiones sociales y familiares a las que se ven sometidas, así como las dificultades cotidianas que tienen que enfrentar, favorecen de manera indirecta y en ocasiones de forma directa, la aparición de actos de violencia para con sus hijos. (16)
La violencia se aprende: Estudios muy serios llaman la atención sobre esta realidad. Con demasiada frecuencia los padres de niños que son maltratados, también fueron niños maltratados, situación que contribuye a perpetuar el ciclo de violencia. De lo anteriormente señalado se hace evidente la necesidad de tomar medidas oportunas encaminadas a visualizar esta problemática de salud. (17)
Diversos estudios plantean a la hiperactividad infantil como un factor de riesgo para la violencia contra los niños. Muchos padres no reconocen diversos síntomas en sus niños como indicativo de patología. Por lo general, los niños hiperactivos son confundidos con niños malos, rebeldes a la disciplina, niños con problemas de conducta, por lo que son más vulnerables a ser maltratados desde diferentes referentes (familia, escuela y en la comunidad). (18)
El Profesor Juan Emilio Sandoval, en su libro Alcohol. Mito y Realidad, publicado por la Editorial Científico Técnica en el 2004, plantea que la presencia de un enfermo alcohólico en la familia desencadena con frecuencia crisis familiares de carácter no transitorio; en estas familias se va produciendo cada vez más un funcionamiento anómalo, al afectarse la comunicación entre sus miembros. La familia suele verse involucrada en diferentes eventos de violencia física y psicológica intrafamiliar, que en algunos casos repercuten fuera del núcleo familiar: Conflictos entre vecinos, riñas callejeras y problemas judiciales que ocasiona el familiar alcohólico. A las dificultades económicas por la pérdida de empleo, se le suma la cantidad de eventos negativos que vive la familia, que es consecuente al grado de severidad del mal funcionamiento familiar. (19)
Investigaciones realizadas por el Dr. Cristóbal Martínez (Jefe del Grupo Nacional de Psiquiatría Infantil), nos invita a la reflexión sobre la influencia negativa que pudieran tener el cine y los medios masivos de comunicación como forma de Maltrato Infantil si no se tipifica o cuantifica, en cantidad y calidad, los programas que a diario reciben nuestros niños, sumándose a este particular lo referido a las películas pornográficas que enajenan, pervierten y distorsionan algo tan sano y tan dulce como es la sexualidad  humana. (20)
Históricamente, los derechos de los niños y niñas han dependido esencialmente de las leyes y las costumbres de los diferentes países. Actualmente esto no sucede. Las necesidades particulares de los niños y el compromiso que significa para todos deben ser específicamente definidas. De ahí la prioridad de crear diferentes instrumentos a nivel mundial que protegen sus derechos. (21) La protección a la infancia y la adolescencia en Cuba se rige por el principio ¨No hay nada más importante que un niño o niña¨. El perfeccionamiento de la protección jurídica de la infancia es un interés del Estado cubano, que recibe adecuado y sistemático tratamiento. (22)
Es por ello que la formación del individuo que deviene personalidad, requiere de un proceso científico donde la tolerancia, la comunicación, las habilidades sociales y la participación real y equitativa deben ser elementos centrales en las diferentes estrategias de intervención, dirigidas a minimizar o reducir esta problemática de salud. Así estaríamos formando nuevas generaciones con alto sentido de responsabilidad social y de herramientas para la vida.

 

CONCLUSIONES

  1. Las familias encuestadas reconocen como maltrato infantil las formas que sugieren daño corpóreo o agresión física.
  2. Existe reconocimiento por parte de las familias sobre diversas manifestaciones que alteran el funcionamiento familiar; siendo la ingestión de alcohol, así como los conflictos y/o agresión entre convivientes, las respuestas más valoradas como violentas.
  3. Las familias reconocen de forma mayoritaria que son las figuras parentales, fundamentalmente las madres, las personas que con mayor frecuencia ejercen violencia contra el niño.
  4. Se demuestran características inherentes al niño y a sus padres que favorecen la presencia del maltrato infantil.
  5. Las familias reconocen el maltrato de tipo físico, así como el abuso sexual a menores como las formas de maltrato infantil más frecuentes.

 

RECOMENDACIONES

  • Formular estrategias de sensibilización y promoción de salud, dirigidas fundamentalmente a las familias y la comunidad en general, donde se plantee claramente que la violencia no puede ser aceptada.
  • Fomentar en la comunidad acciones que tiendan a promover la salud familiar como factor primordial para la salud mental del niño y del adolescente.

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1-Montero Sánchez S. A. Los espejos de la violencia. La narración de la dinámica intrafamiliar cubana. En: Rev. Temas, 2004; 37-38: 81.
2 -Pía Majdalaní M., Alemán M., Fayanás R., Guedes A., Mejía R. M. Validación de un cuestionario breve para detectar situaciones de violencia de género en las consultas clínicas. Rev. Panam Salud Pública, 2005; 17 (2): 79-83.
3-Guibert Reyes W. Aprender, enseñar y vivir es la clave. La Habana: Científico Técnica, 2006: 195.
4-Barrientos de Llano G. Factores psicosociales y grupos vulnerables. En: Rodríguez Méndez Ovidea. Salud Mental Infanto-Juvenil. La Habana: Ciencias Médicas, 2005: 45.
5- Fernández Rius L. Violencia invisible o del éxtasis al dolor. Rev. Sex y Sociedad; 2007; 13 (35): 18-25.
6-Sánchez Etxaniz J. El niño maltratado. En: Benito J., Luaces C., Mintegui S., Pou J. eds. Tratado de Urgencias de Pediatría. 1ª ed. Madrid: Ergon; 2005: 760-71.
7-Miranda M. A. Un niño dice no a la violencia: una aproximación sociológica al tema del maltrato infantil. En: Proveyer Cervantes C. Selección de Lecturas de Sociología y Política Social de Género. Ciudad de La Habana: Félix Varela, 2005: 173.
8- Fernández Couse G., Perea Corral J. Síndrome del Maltrato Infantil. Rev. Cub. Pediatría, 2004; 76 (3): 5-30.
9- Ferrer Lozano D. M., González Ibarra M. L. Género y violencia. Nuevas miradas a una vieja relación. Rev. Sex y Sociedad, 2008; 14 (37). En: http://www.cenesex.sld.cu/webs/no_37.htm  Consulta: 5-7-2010.
10- Bourdieu P., Passeron J. C. Fundamentos de una teoría de la violencia simbólica. En: Proveyer Cervantes C. Selección de Lecturas de Sociología y Política Social de la Educación. La Habana: Félix Varela, 2005. p. 213.
11-Bellinzona G., Decuadro M., Charczewski G., Rubio I. Maltrato infantil y abuso sexual. Rev. Med Uruguay,  2005; 21: 59-67.
12- Martínez Gómez C. Salud Familiar. 2 ed, La Habana: Científico Técnica, 2003.
13- Arruabarrena M. I., de Paúl J. Maltrato a los niños en la familia. Evaluación y tratamiento. Madrid: Pirámide, 2005.
14- Artíles de León I. Violencia de Género: obstáculos para su prevención y atención. Rev. Sex y Sociedad, 2006; 12 (32): 21.
15-Gorguet Pi M. Violencia, Sexualidad y Drogas. Maltrato Infantil y /o adolescente, alcoholismo. Santiago de Cuba: Oriente, 2006: 27-36.
16- Alfonso Rodríguez A. C. 25 de noviembre. Violencia contra las mujeres: del silencio a la palabra. Rev. Sex y Sociedad, 2008; 14 (38). En: http://www.cenesex.sld.cu/webs/no_38.htm  Consulta: 5-7-2010.
17-Alfonso Rodríguez A. C. ¿Quién responde? Algunas reflexiones sobre la salud de quienes prestan servicios de atención a la violencia. Rev. Sex y Sociedad, 2006; 12 (31): 20-27.
18-Cardo Jalon E., Servera Barcelo M. Trastorno por déficit de atención con hiperactividad. Una visión global.  Rev. Sex y Sociedad, 2003, 9 (3): 225-228.
19- Sandoval J. E., Hernández A. E. Alcohol. Mito y realidad. La Habana: Científico Técnica, 2004.
20- Martínez Gómez C. Maltrato Infantil. Conferencia en la Maestría de Psiquiatría Social. Ciudad Habana, 2004.
21- OPS. Una herramienta básica contra la violencia. Informe mundial sobre la violencia y la salud. Rev. Cubana Salud Pública. 2004; 30 (4): 374.
22- Maldonado Santiago N. El maltrato de menores: un problema de conciencia. Rev. Griot, 2007, 1 (2): 10-31.

 

ANEXOS

Anexo 1

Cuestionario
1-De las siguientes manifestaciones, ¿cuáles usted considera como maltrato hacia el niño?
____Gritos, ofensas verbales hacia el niño.
____Crearles sentimientos de culpa.
____  No propiciarle cariño y/o comprensión.
____ No tener en cuenta criterios o decisiones del menor.
____ No llevarlo al médico cuando esté enfermo.
____ Proyección de películas o cintas de video no acordes a su edad y          capacidad psicológica.
 ____ Relaciones sexuales con un menor, aunque este dé su consentimiento.
____ No preocuparse por su aseo, alimentación y cuidados.
____ Golpes y/o castigos físicos.
____ Intimidar o crearle miedo al niño para que esté quieto.
____ La maestra le grita al niño para que aprenda.
____ Sacudir fuertemente al niño.
 2- Señale ¿cuáles alternativas se relacionan con violencia dentro del marco de la familia?
____ Bajo nivel cultural del grupo familiar.
____ Conflictos y/o agresión entre convivientes.
____ Presencia de un familiar con trastornos psiquiátricos.
____ Malas condiciones higiénico sanitarias.
____ Muchos convivientes (Hacinamiento).
____ Ingestión de alcohol por algún miembro de la familia.
____ No existe comunicación adecuada entre los miembros de la familia.
____ Pobres ingresos económicos del núcleo familiar.
3-Personas que con mayor frecuencia propician maltrato hacia el niño.
____ Padre.
____ Madre.
____ Padrastro/Madrastra.
____ Abuelos.
____ Maestros.
____ Vecinos.
____ Otros.
4-Condiciones inherentes al niño que favorecen el maltrato.
____ Niños de embarazos no deseados.
____ Niños con trastornos en su aprendizaje.
____ Niños con enfermedades crónicas.
____ Niños muy inquietos.
____ Retrasados mentales.
____ Niños con discapacidades físico motoras.
____ Rebeldes a la disciplina.
____ Niños que no cumplen con las expectativas de sus padres.
5-Condiciones inherentes a los padres que favorecen la violencia contra el menor.
____ Bajo nivel cultural de los padres.
____ Padres separados (divorcio).
____ Alcoholismo en alguno de los padres.
____ Padre/madre con trastornos psiquiátricos.
____ Mucha presión de trabajo en alguno de los padres.
____ Padres maltratados cuando niños.
____ Comportamiento inmoral de alguno de los padres.
____ Padres sin vínculo laboral o de estudio.
____ Otros.
6- Formas o tipos de maltrato infantil que usted conoce:
____ Psicológico y/o emocional.
____ Maltrato de tipo físico.
____ Maltrato por negligencia y/o omisión.
____ Abuso sexual a menores.
____ Medios masivos de comunicación como forma de maltrato infantil.
____ Maltrato de tipo institucional o educacional.
7-¿En su núcleo familiar existen algunas de estas consideraciones?
____ Sí
____ No

 

Anexo 2
Consentimiento informado

Yo _____________________________________________________ después de haber sido informado sobre las características del estudio a realizar y consciente de la importancia que reviste para la investigación científica, doy mi consentimiento para la participación en esta.

 

_________________________                            ________________________
        Familiar entrevistado                                                   Investigador